Huffpost Spain
Pablo Machuca Headshot

Real Madrid - Barcelona: Varane mantiene vivo al Madrid (1-1) (FOTOS, VÍDEOS, TUITS)

Publicado: Actualizado:
Print Article
RONALDO PIQUE
EFE

Un mes habrá que esperar para saber si Barcelona o Real Madrid pasan a la final de la Copa del Rey. En un partido de una gran intensidad física, no fueron ni Cristiano Ronaldo ni Messi los jugadores clave, sino actores 'secundarios' de la talla de Cesc Fàbregas y un inesperado Varane, autor del gol madridista.

Los de Mourinho arrancaron más fuertes que su rival, imprimiendo un ritmo alto de presión en todas las líneas, buscando robar el balón y salir en velocidad. Así, a los pocos segundos, Ronaldo se llevó el esférico y buscó el área. Piqué se cruzó en su camino y cometió falta. Amarilla para el zaguero y tiro libre para el portugués, que tuvo la primera ocasión del partido.

Toda una declaración de intenciones que se fue repitiendo durante el primer tiempo. Conforme pasaban los minutos, la intensidad merengue bajaba y el Barça, apoyándose en Iniesta y, sobre todo en Cesc, tomaba el control del encuentro.

Gota a gota, el cloroformo azulgrana se imponía a la tensión madridista. Así llegaron las primeras ocasiones culés. A los 20 minutos , un saque de falta directo de Xavi se estrelló en el larguero. Poco después, y tras un infantil regalo de Carvalho a Cesc, el mediocampista cedió atrás y Xavi disparó a portería. Varane estuvo rápido tapando un balón que se colaba en la portería de Diego López, titular por delante de Adán.

Las tablas en el descanso se resolvieron al poco de regresar de los vestuarios. A los cuatro minutos, Cesc aprovechaba una recuperación de Messi que le cedió el balón dejándole sólo ante Diego López. Balón a la izquierda del portero y gol del Barcelona.

Con el marcador a favor, el Barcelona alcanzó la tranquilidad y halló los espacios a la espalda de la defensa madridista, obligada a adelantarse en busca del empate. Cesc, desatascador del Barça cuando la circulación se anegaba, contó con ocasiones clarísimas que no terminó de culminar. Tampoco ayudó la gran actuación en la zaga de Varane, protagonista a la postre.

El Barcelona dominaba los cuatro costados del campo mientras el Madrid se resquebrajaba sin respuesta. El centro del campo blanco no existía: unos atacaban y otros defendían.

En un centro aislado de Ozïl desde la derecha, Varane se elevó con poderío y remató inapelable ante Pinto, devolviendo las tablas al luminoso.

El Madrid buscó reaccionar pero el Barça no lo iba a permitir. El empate a uno deja todo en el aire para la vuelta, el próximo 27 de febrero en el Camp Nou. Allí sabremos quién luchará por ser campeón de Copa en la final.

Encuesta

¿Es justo el empate?

VOTA

El Madrid-Barça, en imágenes
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen
El Madrid-Barcelona, en tuits
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen