Huffpost Spain

Muerte de José Sancho: el actor fallece a los 68 años víctima de un cáncer (VÍDEOS, FOTOS)

Publicado: Actualizado:

El actor José Sancho ha fallecido este domingo víctima de un cáncer a los 68 años de edad, según han informado fuentes cercanas al intérprete.

El fallecimiento se ha producido este domingo 3 de marzo en la Fundación Instituto Valenciano de Oncología acompañado por sus seres queridos. Sancho tuvo que suspender su participación en la obra La amante inglesa hace un mes por una dolencia en la garganta, según informa El País.

El actor, natural de Manises (Valencia), saltó a la fama por su papel del 'estudiante' en la serie de Curro Jiménez y tenía una larga trayectoria en el cine y el teatro. Tuvo su primer papel con solo cuatro años, en la película Si te hubieses casado conmigo (1948), y participó en decenas de películas y series de televisión, entre ellas Hable con ella (2002), Carne trémula (1997) -por la que ganó un Goya como mejor actor secundario-, París Tombuctú (1999) y ¡Ay, Carmela! (1990)

Recientemente, había trabajado en las series de televisión Cuéntame, Hispania, Imperium y en la miniserie Crematorio. También había protagonizado y dirigido la obra Los cuernos de Don Friolera.

A LAS ÓRDENES DE LOS MEJORES

Sancho trabajó a las órdenes de directores como Luis García Berlanga, Vicente Aranda, Icíar Bollaín, Mariano Barroso o Pedro Almodovar. En el teatro interpretó obras tan exitosas como La Chunga de Vargas Llosa, las Memorias de Adriano de Marguerite Yourcenar, dirigido por el italiano Mauricio Scaparro, o Enrique IV, que el actor consideró como el personaje que más le había exigido en su carrera.

Precisamente ha sido el teatro donde Sancho realizó su último trabajo, con la obra Los cuernos de Don Friolera de Ramón María del Valle-Inclán, que el actor dirigió y protagonizó durante el pasado verano en el Festival d'Estiu de Teatres Sagunt a Escena.

Una de las últimas apariciones públicas del actor fue en la celebración del Día de la Comunitat Valenciana, el pasado 9 de octubre, donde recogió la Distinción al Mérito Cultural que le entregó la Generalitat, por su dilatada experiencia profesional en el teatro y la televisión.

LA FAMA DE ARISCO

Sus última aparición fue sobre el escenario de los Teatros del Canal de Madrid donde, en 2012, dirigió e interpretó Los intereses creados de Jacinto Benavente.

Sancho, que se ganó a pulso la fama de arisco entre la prensa, fue siempre un contestatario que aseguraba meterse "con quien gobierne", aunque fueron célebres sus críticas a sus compañeros "de la ceja" en los años de presidencia de José Luis Rodríguez Zapatero.

Se le recuerda también por sus trabajos en 'Turno de oficio' o 'Antivicio', para Antena 3, pero fue con Crematorio (2011) para Canal Plus donde Pepe Sancho recuperó su fama de actor infalible: su 'Rubén Bertomeu', un constructor sin escrúpulos pionero en la cultura del 'pelotazo' le hizo ganar entre otros, el Premio Ondas.

Además del Goya, Sancho recibió un homenaje de la Mostra de Cine Mediterráneo de Valencia (2000) y el Águila de Oro a su carrera de la Semana de Cine de Aguilar de Campoo (2001).

Tuvo también una azarosa vida sentimental, salpicada de episodios escabrosos, como las acusaciones de malos tratos de su exmujer María Jiménez, con quien estuvo casado entre 1980 y 2002 (madre de su hijo Alejandro), hasta que en 2003 conoció a la periodista Reyes Monforte, con quien contrajo matrimonio 2006, hoy su viuda.

"NO SABÍA QUE SE MORÍA"

La directora Natalia Menéndez, con la que Pepe Sancho tenía previsto estrenar el pasado ocho de febrero La amante inglesa, ha asegurado a Efe que el actor "no sabía que se moría" y que tenía varios proyectos en mente.

Sancho tuvo que abandonar la obra, que ya estaba ensayando, debido "a una paresia aguda en una cuerda vocal" y fue sustituido en la representación, que está en cartel en la Naves del Español de Matadero, por José Pedro Carrión.

"De verdad pensamos que tenía una cuerda vocal paralizada. Es más, cuando me llamó me dijo que estaba muy contento porque le habían hecho un montón de pruebas y el cáncer no le había vuelto a rebrotar", rememora Menéndez.

Tanto es así, que Sancho tenía planes para asistir a una función de La amante inglesa la semana próxima, "y varios proyectos de trabajo, incluido el Festival de Mérida en verano". "Estaba como un toro, tirando 'p'alante'. Pepe era un actor de raza y esta gente no avisa, pliega", resume Menéndez, a la que el actor no paraba de pedir disculpas por no haber podido estrenar la obra.

Close
Pepe Sancho: Cine, tele y teatro
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen
Close
Muere Pepe Sancho
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen