Huffpost Spain

Ángela Bachiller puede convertirse en las próximas semanas en la primera concejal con síndrome de Down

Publicado: Actualizado:
Print Article
VALLADOLID

En las próximas semanas Valladolid puede convertirse en la primera ciudad española que tiene entre sus concejales a una persona con síndrome de Down: la joven Ángela Bachiller, que a sus 29 años tiene la posibilidad de dar ese paso con la normalidad que siempre han defendido las asociaciones que velan por los derechos de este colectivo.

Hace unos meses su nombre ya contribuyó a esta normalización al figurar en las listas electorales del PP para el Ayuntamiento de Valladolid. El número 18 que ocupaba no hacía presagiar inicialmente que fuera a convertirse en concejal, aunque una mejora en el resultado electoral del PP la dejó a las puertas del consistorio.

Estas puertas se pueden abrir para Ángela Bachiller como consecuencia de la anunciada dimisión del concejal Jesús García Galván, imputado en una causa judicial y que dejará su cargo antes de la vista oral del proceso, prevista para el próximo 24 de junio.

Como auxiliar administrativa, trabaja desde hace años en el Área de Bienestar Social del Ayuntamiento de Valladolid, donde "cumple perfectamente con su trabajo" y se encuentra "muy integrada" con el resto del personal, tal y como argumentó para que fuera incluida en la lista electoral una de sus principales valedoras, la actual concejal de Bienestar Social y Familia, Rosa Hernández.

NO ERA "UN RECLAMO PUBLICITARIO"

El alcalde de la ciudad, el polémico Javier León de la Riva, ha explicado que la entrada definitiva de Ángela Bachiller en el equipo de gobierno municipal demuestra que su inclusión en la lista electoral no fue un mero "adorno", ni se utilizó su caso como "reclamo publicitario". Ahora, y según informan los medios locales, es la propia Ángela la que debe aceptar el cargo. De momento, lo está pensando.

La concejala en ciernes prefiere no hablar por el momento con la prensa, hasta que se materialice el relevo, pero quienes la conocen destacan su carácter abierto y su actividad constante, incluidas las clases de inglés y de piano.

"Es fantástica y encantadora en lo personal, muy trabajadora, muy luchadora y muy comprometida con lo que hace", ha destacado en declaraciones a Efe Manuel Velázquez, presidente de la Asociación Down Valladolid, en la que participa activamente Ángela Bachiller.

Su incorporación como concejal "supone otro paso más en la inclusión de esta persona en la sociedad y normaliza" el hecho de que, en otros ámbitos, alguien con síndrome de Down desempeñe un puesto de trabajo o un niño acuda al colegio, en palabras de Velázquez, quien ha recalcado que "las limitaciones no están tanto en estas personas sino en la sociedad".

Las asociaciones consideran que en las últimas tres décadas se ha avanzado mucho, al pasar de situaciones en las que se aislaba a los afectados por el síndrome a un momento como el actual en el que las familias fomentan la autonomía de estas personas y que llegan a demostrar que pueden trabajar y tomar sus propias decisiones.

"UN EFECTO POSITIVO"

"Tendrá un efecto positivo para avanzar en la normalización y para animar a las familias de chavales o en edades más tempranas a trabajar con sus hijos y alcanzar estos resultados", ha resumido Velázquez, para quien "la pelea es dura e intensa y más en época de crisis. Queda mucho para hacer".

Los tiempos para el desenlace de este caso dependen ahora de la iniciativa del actual concejal Jesús García Galván, quien ha anunciado su intención de dimitir antes de la vista oral del denominado 'Caso Arroyo', que investiga un supuesto caso de corrupción política en el Ayuntamiento de Arroyo de la Encomienda, en el alfoz de la capital vallisoletana.