Huffpost Spain

Seis tenores madrileños ayudan a los que más lo necesitan con su voz

Publicado: Actualizado:
6 TENORES
6 TENORES
Imprimir

La música tiene muchos poderes, y seis tenores madrileños han descubierto uno nuevo: ayudar a los demás.

Un grupo de amigos del Joven Coro de la Comunidad de Madrid, se juntaron en 2011 para crear los 6 Tenores, una fundación solidaria. "Viendo las enormes colas que hacía la gente en ONGs para poder comer y de vestir a sus hijos, decidimos montar conciertos solidarios para recaudar dinero y, a la vez, desarrollar nuestro hobby", explica Carlos Nieto, integrante del grupo.

La idea surgió de la famosa soprano Celia Alcedo, directora del coro. "Era el momento de que accediéramos a más conciertos para adquirir tablas sobre el escenario. Ella uno de los pilares fundamentales de los 6 Tenores; viene a todos nuestros ensayos, nos aconseja artísticamente y nos acompaña muchas veces. La gente lo agradece porque tiene una voz extraordinaria, de las mejores de España", opina Nieto.

Normalmente, son las ONGs las que les piden que organicen algo. "Trabajamos con pequeñas y con las grandes, como Cruz Roja o Cáritas. Hemos empezado a recibir peticiones para cantar en eventos privados, bodas, funerales, presentaciones, fiestas. Todo lo que ganamos va a entidades que ya conocemos", aseguran.

LA ENTRADA MÁS CARA, 10 EUROS

Sus espectáculos consisten en "dos horas de auténtico entretenimiento, con canciones y obras archiconocidas" en inglés, francés, latín, español, italiano o alemán. Frank Sinatra, Simon y Garfunkel, óperas como O sole mio, musicales como Moulin Rouge, boleros como el Bésame mucho... "La gente los identifica con los primeros acordes. No somos puristas, queremos que el público pase un buen rato", explica.

Los precios están marcados por el lugar del concierto. "Si es público, no podemos poner precio a la entrada, así que pedimos donativos. Si es en edificios religiosos, colocamos una urna e invitamos a los asistentes a pagar lo que merezca el espectáculo. La solidaridad de este país es infinita; tenemos fans que repiten una y otra vez, y siempre aportan", agradece Nieto.

La entrada más cara que han cobrado ha sido de 10 euros. "Preferimos que todos paguen, aunque sea poco, y llenar la sala. Los eventos privados son más caros; tenemos un caché normal, entre 500 y 2.000 euros. Fijamos el precio en función del esfuerzo que nos suponga, pero todo se destina a fines solidarios", asegura.

Las instituciones públicas madrileñas no les han apoyado en su proyecto. "Todo lo contrario: nos han puesto zancadillas. Empezamos ensayando en los Teatros del Canal los viernes a las 18.00 horas, cuando están vacíos; pero llegó un momento en que el recinto nos echó. Nunca pudimos volver a usar sus instalaciones", lamenta Nieto. La ayuda llegó de una parroquia madrileña, que les prestó una sala "de forma altruista"; a cambio, recaudan dinero "para que puedan pagarse su calefacción".

"Nunca hemos podido volver a cantar en un auditorio público de la capital", critica. Otros municipios madrileños sí se han volcado: en Navidad montaron un concierto en el de Tres Cantos para la Fundación Apsuria, que atiende a discapacitados psíquicos.

EMPRESARIOS, CIENTÍFICOS, DISEÑADORES...

¿Por qué seis miembros? "Creemos que es un número que da mucho equilibrio al resultado. Nos dividimos en parejas de voces: graves y abaritonadas, agudas, que aportan brillantez, y de registro intermedio, que nos sirve de apoyo a las otras dos. Creemos que añadir más rompería ese equilibrio, pero aún así ya lo estamos haciendo: tenemos una agenda tan ocupada, que nos viene muy bien tener dos suplentes. Uno viene de nuestro coro, y el otro del Coro Nacional", explica Nieto.

De los integrantes originales, dos viven en el extranjero, estudiando canto. Triunfan en teatros de América y del norte de Europa, por lo que no participan de forma asidua. Pero casi todos los miembros a día de hoy llevan desde el principio. Aparte de Nieto, sus nombres son Juan Carlos Coronel, Víctor Centeno, el noruego Lars Jorge, Eduardo Pérez y Miguel Ángel Fernández.

Hay dos empresarios, un biólogo, un diseñador, un informático y un médico, y todos tienen entre 28 y 35 años. "Todavía no vivimos de esto, pero queremos hacerlo. Alguno está cerca de obtener el Título Superior de Canto. Tenemos un equilibro interesante, una carrera profesional avanzada y la musical, en paralelo", cree Nieto.

Cada uno tiene un papel: Centeno, que es informático, hace la web, aún en construcción; el noruego se encarga de las partituras, elegirlas y prepararlas para los ensayos, y de elaborar un poco el repertorio; Nieto se encarga de la administración general; Coronel es el responsable de imagen: diseño de programas, impresión, merchandising... El tesorero es Eduardo, que también lleva las redes sociales.

"Es importante que todos nos involucremos directamente y tengamos una responsabilidad. Si sólo hubiera uno que tirara del carro, el proyecto no funcionaría", considera Nieto. Eso sí, todos se encargan de montar el sonido en cada evento.

UN ANTES Y UN DESPUÉS: LAS NAVIDADES DE 2015

"Estamos empezando a dar una calidad de conciertos que no tiene nada que ver a lo que hacíamos cuando empezamos. Hemos mejorado muchísimo. El calor del público te hace más responsable", asegura Nieto, que destaca la rutina de ensayos como uno de los puntos en los que más se nota esa nueva seriedad.

Hay dos eventos que han marcado un antes y un después en los 6 Tenores, ambos de estas Navidades. "Por esas fechas, siempre organizamos un acto en favor de la Asociación Española Contra el Cáncer en una parroquia de Cubillo de Uceda (Guadalajara). Este año, se fletaron autobuses desde Madrid para ir a ese pueblo perdido un 22 o 23 de diciembre, unas fechas malísimas. La iglesia tenía capacidad para 350 personas; entraron 700. Recuerdo a un tío subido en la pila bautismal", rememora Nieto. Recaudaron unos 6.000 euros.

El segundo fue un concierto en el Ilustre Colegio de Médicos de Madrid. "Tuvimos un bendito problema: el whatsapp en el que invitábamos a asistir se hizo viral y llegó al programa de televisión de Telecinco con más audiencia: Sálvame. Cuando estaba despidiéndose, la presentadora dijo: 'Quería recomendar algo para este fin de semana: los 6 Tenores dan un concierto solidario en...", recuerda Nieto.

El resultado: un auditorio lleno de 550 personas, y tuvieron que doblar el aforo subiendo sillas al escenario y apelotonándolas en los pasillos. Recaudaron más de 5.000 euros, que destinaron a la asociación Porque Viven, una asociación entregada a los cuidados paliativos infantiles.

"El proyecto va como un tiro. Ahora vamos a grabar un disco de villancicos para vender en la web y en los conciertos de Navidad, algo que nos llevan pidiendo desde hace meses. El Ayuntamiento de Tres Cantos nos ha prestado sus instalaciones para ello. Y mientras, estamos a mil cosas: ayer cantamos un funeral, la semana que viene tenemos un evento privado para una empresa finlandesa, tenemos tres conciertos al aire libre este verano... Hay 6 Tenores para rato", promete Nieto.

¿ALGUNA HISTORIA POSITIVA A TU ALREDEDOR? AVÍSANOS

  • Sólo tienes que enviarnos un mail a participa@huffingtonpost.es y escribir "Así sí" en el asunto.
  • Si no quieres escribirnos, puedes dejar tu historia en los comentarios de esta noticia o por mensaje privado en Facebook.
    • Si no conoces a nadie, puedes ayudarnos compartiendo esta noticia.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR