Huffpost Spain

Cuatro detenidos en Ávila por violar sistemáticamente a una menor de 15 años desde los 13

Publicado: Actualizado:
VIOLACION
ISTOCK
Imprimir

Efectivos de la Guardia Civil han detenido a cuatro personas, entre ellas a la madre de la víctima, por violar sistemáticamente a una menor de 15 años desde que tenía 13 en la localidad de San Bartolomé de Pinares (Ávila).

Los arrestados son tres hombres y una mujer de entre 20 y 58 años. Los varones han sido detenidos como autores de violación y la mujer por "comisión por omisión".

Las violaciones, que se han sucedido de forma sistemática desde que la niña tenía 13 años, ocurrían aprovechando el régimen de visitas familiares a su madre en el domicilio del compañero sentimental de ésta.

En ellas participaban un hijo del referido compañero sentimental de la madre y otros varones, que se aprovechaban de la indefensión de la niña para violarla sistemáticamente, para lo que utilizaban violencia física.

La Guardia Civil ha destacado que el novio de la madre posee antecedentes policiales y es reincidente por hechos delictivos de similares características como agresión sexual (violación) y violencia de género ocurridos en la zona de Miraflores de la Sierra (Madrid).

Los hechos se conocieron a principios del pasado mes de octubre y fueron puestos en conocimiento del Juzgado número 28 de Madrid, quien derivó la competencia al Juzgado de primera Instancia e Instrucción número 1 de los de Ávila que entiende del caso.

GRABACIÓN DE VÍDEOS

Además de las agresiones sexuales, en alguna de las violaciones, en las que participaron los tres varones simultáneamente, fueron grabadas en video mediante teléfonos móviles, por lo que la Guardia Civil ha procedido a incautar cuatro de estos dispositivos que ahora están siendo analizadas por el Departamento de Ingeniería del Laboratorio de Criminalística de la Guardia Civil.

La madre de la menor también ha sido detenida como autora en "comisión por omisión", al haber tenido conocimiento de los hechos y no solamente no haberlos impedido o denunciado, sino haber agredido a su propia hija tanto física como verbalmente y echarle la culpa a ella de lo que sucedía por "provocar" tanto a su pareja como al hijo de la misma.

A los detenidos se les imputan delitos de agresión sexual por 'violación de forma reiterada', pornografía infantil, abuso sexual, corrupción de menores y malos tratos en el ámbito familiar.

La operación fue bautizada como 'Domiciano' en recuerdo del emperador romano de dicho nombre que gustaba de agredir sexualmente a las niñas de su entorno familiar.