TENDENCIAS

Estos peluches están cambiando la vida de los bebés prematuros

14/02/2017 07:55 CET | Actualizado 03/03/2017 16:59 CET
The Octo Project

Un hospital británico está cambiando la vida de sus pacientes prematuros con la ayuda de unos cuantos pulpos de ganchillo (o croché).

El pasado noviembre, el Poole Hospital de Dorset (Inglaterra) emitió un comunicado en el que afirmaba que los bebés prematuros ingresados en el centro estaban mejorando gracias a un pulpo de ganchillo. Daniel Lockyer, que trabaja como enfermero neonatal en el hospital, explica que los padres están muy contentos por ver cómo sus hijos prematuros se encuentran mejor cuando están con sus amigos de peluche.

"Los padres nos dicen que sus hijos parecen más tranquilos cuando están en compañía del pulpo, así que tenemos ganas de seguir con este proyecto en el futuro", afirma Lockyer.

copyright poole hospital

Jasmine Smith y su pulpo.

Rosie Ryves-Webb, responsable de prensa y comunicación del Poole Hospital, explica que se empezó a probar esta iniciativa después de conocer los beneficios que obtuvieron los pacientes de otros hospitales con el mismo proyecto. Parece que la idea se basa en The Octo Project, de origen danés.

Según el comunicado de prensa del Poole Hospital, cuando tocan los tentáculos del pulpo, los bebés se acuerdan del cordón umbilical, lo que a su vez les recuerda al útero materno y eso hace que se tranquilicen. Kat Smith, que dio a luz en el hospital a sus gemelas tras 28 semanas de gestación, afirma en el Bournemouth Daily Echo que a sus hijas les "encantan" los pulpos de ganchillo.

"Mientras duermen sujetan los tentáculos con fuerza", explica. "Lo normal es que estuvieran dentro del útero y jugaran con el cordón umbilical, así que los pulpos les transmiten seguridad".

copyright poole hospital

Kat Smith y sus hijas, Jasmine y Amber, con sus pulpos.

Cuando el hospital anunció que iba a utilizar estos peluches de croché, compartió el patrón y pidió que se donaran pulpos para sus pacientes prematuros. La respuesta ha sido abrumadora y en poco tiempo recibieron más de 200 peluches. El centro ya no necesita más donaciones.

Lockyer reconoce que en el hospital tenían muchas ganas de introducir los pulpos de peluche y que le sorprende el impacto que han tenido en los pacientes: "Es increíble que algo tan simple pueda reconfortar a un bebé y ayudarle a sentirse mejor".

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Este artículo fue publicado originalmente en la edición estadounidense de 'The Huffington Post' y ha sido traducido del inglés por Irene de Andrés Armenteros.

Prematuros: entonces y ahora

QUERRÁS VER ESTO:

Cómo hacer un pulpo de ganchillo

Échale un vistazo al Facebook de Tendencias. ¡SÍGUENOS!

Ve a nuestra portada Facebook Twitter Instagram Pinterest