POLÍTICA

Bárcenas ve un despropósito que Rajoy tenga que declarar en el juicio de Gürtel

El extesorero del PP hace estas manifestaciones a su salida de la sede judicial al ser preguntado por los periodistas si le iba a decir a Mariano Rajoy "que sea fuerte".

05/06/2017 14:03 CEST | Actualizado 05/06/2017 14:03 CEST
EFE

El extesorero del PP y acusado en el caso Gürtel Luis Bárcenas ha calificado este lunes de "despropósito" que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tenga que comparecer en la sede de la Audiencia Nacional de San Fernando de Henares (Madrid) para declarar como testigo en el juicio.

Luis Bárcenas ha realizado estas manifestaciones a su salida de la sede judicial al ser preguntado por los periodistas si le iba a decir a Mariano Rajoy "que sea fuerte" y qué le parece que finalmente tenga que comparecer en persona el próximo 26 de julio.

Por su parte, su esposa, la también acusada Rosalía Iglesias, ha manifestado al respecto: "No tengo nada que decir", y preguntada sobre si le diría a Rajoy que sea fuerte como lo ha sido su marido ha contestado: "Todos somos fuertes".

Para hoy estaba citado para testificar en el juicio Juan Carlos Bárcenas, hermano de Luis Bárcenas, pero el presidente de la Sala, Ángel Hurtado, no ha permitido que se le interrogue al no estar ningún representante de la Asociación de Abogados Demócratas por Europa (Adade), que le propuso.

Cuando ha llegado el turno de Juan Carlos Bárcenas el presidente de la sala ha comunicado que, a pesar de que el testigo se encontraba presente en la sede judicial, no era posible llevar a cabo la prueba ya que no estaba ningún letrado de la acusación que le había propuesto como testigo.

Al final de la sesión el presidente de la Sala ha pedido a todos los abogados entes que procuren asistir si comparecen testigos que han propuesto para evitar que se repitan situaciones de este tipo.

Entre los acusados que se encontraban hoy en el banquillo sí estaban Luis Bárcenas y su esposa, Rosalía Iglesias, ya recuperada de la dolencia de cervicales que le impidió asistir al juicio en la anterior jornada.

Se da la circunstancia de que Adade es la acusación que ha posibilitado con su petición que declare como testigo el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, lo que fue aprobado por dos de los tres magistrados del tribunal con el voto particular discrepante del presidente del tribunal, Ángel Hurtado, que no veía necesaria su comparecencia.

En la jornada de hoy el empresario Plácido Vázquez ha negado hoy en su declaración como testigo que entregara dinero de supuestas comisiones por adjudicaciones ni al PP, ni al extesorero del partido Luis Bárcenas y ni al presunto cabecilla de la trama, Francisco Correa.

De esta forma, Plácido Vázquez, que figura como investigado en otro sumario, el conocido como los "papeles de Bárcenas", aun en fase de instrucción, ha rechazado lo manifestado en su día en el juicio del caso Gürtel por Francisco Correa, que le apuntó como mediador con empresas que querían recibir adjudicaciones públicas a cambio de comisiones.

Plácido Vázquez ha recordado que en 2002 era consejero de la empresa Degremont y que desconoce por qué en el sumario consta su nombre en varias entregas de dinero por un total superior a cien millones de las antiguas pesetas al entramado de Correa.

También ha negado que se quedara con una cantidad equivalente a más de 200.000 euros por gestiones relacionadas con estos hechos.

"Nunca, jamás, he entregado dinero a Correa ni a nadie de nadie y jamás he tenido relación con el PP ni he estado en Génova -el nombre de la calle de Madrid en la que se encuentra la sede nacional del partido- ni en ningún ministerio en la época del PP", ha asegurado. Y ha apostillado: "Jamás he entregado fondos ni a Luis Bárcenas ni al PP".

También ha testificado hoy Enrique Carrasco Ruiz de la Fuente, que en 2002 era director técnico de Servicios y Procesos Ambientales de FCC Construcción, quado que entregara 17 millones y medio de pesetas al acusado Álvaro Perez "El Bigotes", considerado el "hombre en Valencia" de Correa y ha dicho igualmente que desconoce por qué consta así en un documento del entramado.

Igualmente ha declarado como testigo el presidente de la Cámara de Cuentas de la Comunidad de Madrid y exdirector gerente del Canal de Isabel II Arturo Canalda.

Ha recordado que entre 2003 y 2006 fue viceconsejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid y que en esa época se celebraron actos promocionales de la labor de la Consejería pero ha asegurado que no conoce a las empresas de la trama y que no era el encargado de firmar las facturas de los eventos.

Un posible error en el nombre que figura en la lista de testigos del tribunal ha imposibilitado localizar aún al expresidente de las Cortes de Castilla y León y exconsejero de Fomento José Manuel Fernández Santiago, que figuraba en el calendario de testigos para hoy.

LA FRASE DEL DÍA: "Un despropósito" se ha limitado a decir Luis Bárcenas al ser preguntado por los periodistas a su salida de la sede judicial sobre el hecho de que Marino Rajoy tenga que declarar como testigo en el juicio.

EL PERSONAJE: La familia Bárcenas ha protagonizado la sesión de hoy ya que Juan Carlos Bárcenas estaba citado como testigo aunque finalmente no ha podido declarar. En el banquillo de los acusados le esperaban su hermano Luis y la esposa de éste, la también acusada Rosalía Iglesias.

LA ANÉCDOTA: El presidente de la Sala no ha permitido la declaración de Juan Carlos Bárcenas a pesar de encontrarse en la sede judicial al no estar presente ningún representante de la acusación ejercida por la Asociación de Abogados Demócratas por Europa (Adade), que le propuso.

AGENDA: El juicio seguirá mañana con las declaraciones como testigos de ocho excargos de la Comunidad de Madrid, entre ellos ex directores generales de varias consejerías como Eladio Tesouro González, Mar Pérez Merino, Antonio Garde Fernández-Fontecha y Fernando Martínez Vidal.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Bárcenas explica, por primera vez, datos sobre su fortuna en Suiza

- Bárcenas admite la caja b del PP

- El mega-zasca de Pablo Iglesias a Rajoy