ECONOMÍA

El Banco Santander compensará con "bonos de fidelización" a los clientes del Popular

Quedan excluidos los miembros del consejo de administración y los inversores institucionales.

14/07/2017 10:34 CEST | Actualizado 14/07/2017 10:35 CEST
EFE
Unas mujeres pasan ante una oficina del Banco Popular.

El Banco Santander compensará con "bonos de fidelización" a los clientes minoristas del Popular que adquirieron acciones de la entidad entre el 26 de mayo y el 21 de junio de 2016, aunque para acceder a la oferta se deberá renunciar a emprender acciones legales contra la entidad cántabra.

Santander también compensará a los que adquirieron obligaciones subordinadas computables como Tier 2 de las emisiones del 29 de julio y del 14 de octubre de 2011 y las mantuvieran depositadas en alguna de las redes del Popular en España, o del Santander en el momento de la resolución.

En un comunicado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores, el banco ha informado de que quedan excluidos de esto tanto los miembros del consejo de administración del Popular hasta su resolución como las personas vinculadas a ellos y los accionistas que, individual o concertadamente, hayan tenido participación significativa declarada en la entidad. También los inversores institucionales.

La oferta consiste en la entrega al cliente, sin desembolso alguno por su parte, de bonos que darán derecho a un cupón efectivo discrecional y no acumulativo a un tipo interés nominal anual del 1%, pagadero trimestralmente.

Serán obligaciones perpetuas emitidas por el Santander con 100 euros de valor nominal, que se podrán amortizar a partir de los siete años a voluntad del banco cántabro, previa autorización del Banco Central Europeo. Cuando se produzca su amortización, el titular recibirá el 100% del valor nominal del bono.

980 MILLONES DE EUROS DE VALOR NOMINAL MÁXIMO

La entidad estima que el valor nominal máximo a emitir de estos "bonos de fidelización" será de 980 millones de euros aproximadamente

El importe nominal máximo a entregar de estos valores será, en el caso de las acciones y con algunos límites, el equivalente a la inversión realizada por cada cliente en el citado periodo. En el caso de las obligaciones subordinadas, será la diferencia entre lo invertido menos los intereses percibidos.

Hasta una inversión de 100.000 euros se recibirá el importe íntegro, mientras que, en el tramo de 100.000 a 500.000 euros, se aplica un descuento del 25%, y en el que va de 500.000 euros a un millón de euros, la quita es del 50%.

El Santander calcula que el 99% de los clientes y empleados del Popular que compraron acciones de la entidad en la ampliación de capital de mayo de 2016 realizaron inversiones inferiores a 100.000 euros, por lo que "la gran mayoría recibirá bonos por el importe íntegro que invirtió", asegura la entidad.

COSTE DE 680 MILLONES DE EUROS

El banco prevé que el coste máximo de la operación de fidelización de los afectados por la resolución del Popular ascienda a 680 millones de euros, aproximadamente, en el momento de su concesión. No tendrá un impacto adicional en el capital, al haberse incluido en los ajustes de primera consolidación.

El Santander explica que la acción de compensación sigue una lógica "comercial" con el fin de reforzar la relación con los clientes en un ejercicio de "compromiso" y de "apuesta" por una relación a largo plazo.

Para recibir los bonos, los clientes deberán renunciar a emprender acciones legales contra Santander, sus administradores, directivos y empleados. Además, tendrán que mantener, cuando se entreguen estos instrumentos, una relación comercial equivalente con el banco a la que tenían en el momento de adquisición de las acciones o de las obligaciones subordinadas del Popular.

La operación está sujeta, en todo caso, al efectivo registro del folleto informativo en la CNMV y a la autorización por las autoridades de Defensa de la Competencia de la adquisición de Banco Popular.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR