POLÍTICA

El PP niega ahora que su vídeo acusando al independentismo de 'hispanofobia' busque el "enfrentamiento"

Se trata de una "recopilación" de declaraciones y testimonios "reales", "ninguna inventada", argumentan desde la dirección nacional .

28/09/2017 13:10 CEST | Actualizado 28/09/2017 13:12 CEST
TWITTER

La dirección nacional del PP se ha esforzado este jueves en subrayar que el vídeo que ha difundido el partido en las redes sociales acusando al independentismo de "hispanofobia" no es de "confrontación" ni busca "ningún tipo de enfrentamiento" sino que se trata de una "recopilación" de declaraciones y testimonios "reales", "ninguna inventada".

El Partido Popular lanzó este miércoles una campaña en Twitter para denunciar la "hispanofobia" en Cataluña con un vídeo publicado en la cuenta del partido utilizando secuencias de discursos de diferentes políticos catalanes como Jordi Pujol, Gabriel Rufián o Carme Forcadell.

La cinta, publicada junto al mensaje "No es democracia es hispanofobia", termina con un rótulo advirtiendo de que "los separatistas no respetan la ley" y que, por tanto, "no respetan España ni a los españoles".

UNA "HIPÉRBOLE DE LA REALIDAD"

El coordinador general del PP, Fernando Martínez-Maillo, ha afirmado rotundo que no es un vídeo de "confrontación", ya que, según ha dicho, recoge declaraciones "reales" y no hay "ninguna inventada". "También es verdad que todos los vídeos no dejan de ser una hipérpole de la realidad, nada más lejos de buscar ningún tipo de enfrentamiento", ha indicado en los pasillos del Congreso.

Tras subrayar que "lo importante no son los vídeos" sino "los hechos", ha salido en defensa de la "correcta" actuación del Gobierno de Mariano Rajoy porque en Cataluña "hay un problema de legalidad, no de banderas". Por eso, ha hecho un llamamiento al Gobierno catalán para que "restablezca la legalidad constitucional" que pretenden vulnerar. "Lo demás no tiene mayor importancia", ha dicho, en alusión a ese vídeo.

Por su parte, el vicesecretario de Sectorial del PP ha señalado que es un vídeo que trata de "recopilar algunos testimonios que quizá algunos habían olvidado". "Yo mismo, al visualizar ese vídeo, he podido descubrir con asombro que algunas de las declaraciones se habían producido. Si alguien puede apuntar que alguna de esas declaraciones no es real, podríamos abrir el debate", ha señalado.

En este sentido, Maroto ha reiterado que lo que se hace en el vídeo es recoger "testimonios que sí se han producido de forma evidente". "Es un recopilatorio y solo provoca la reacción de lo que cada uno piense lo que considere al escuchar esas declaraciones", ha apostillado.

También se ha pronunciado por este asunto la expresidenta del PP catalán y miembro de la Mesa del Congreso, Alicia Sánchez-Camacho, que ha asegurado que durante este tiempo los independentistas "han estado fomentando una actitud que es contraria a la convivencia y no puede permitirse esa situación".

Según la diputada del PP, lo que tiene que pasar es que se produzca una "rectificación" del Gobierno de Carles Puigdemont y que "pare ya con esta situación", volviendo a la "convivencia" y centrándose en "solucionar los problemas, pero no bajo el chantaje y la amenaza".

Fuentes de la dirección nacional han insistido en que no hay que darle "mayor importancia" a la cinta porque los que se pasan son los que han realizado ese tipo de declaraciones que se recogen en la misma, no el Partido Popular. Además, subrayan que el vídeo depende del Departamento de redes sociales. "En el PP hay departamentos autónomos", sostienen.