BLOGS

Repsol-YPF ... una resaca de tequila

28/12/2013 09:54 CET | Actualizado 27/02/2014 11:12 CET

No va a ser un feliz año nuevo para la gestión de Repsol que están sintiendo el "efecto Tequila" gracias a un acuerdo organizado por México que no aporta dinero a Repsol en compensación por la expropiación de la petrolera YPF Argentina.

Los $ 5 mil millones en compensación a pagar en en bonos a largo plazo son una reminiscencia de la falta de pago de la deuda soberana de Argentina en 2001.

Mientras que los partidarios dicen que el acuerdo da a Argentina credibilidad renovada, es una solución que no aborda los problemas fundamentales de la economía que tiende hacia un nuevo ciclo de crisis.

Por esta razón el mal karma ha vuelto a la Argentina, dando una nueva dimensión al conflicto entre la clase política y los ciudadanos que están frustrados con las promesas de un futuro mejor.

Al menos 12 personas han muerto y cientos han resultado heridos en motines y disturbios desde que el gobierno de presidenta Cristina Kirchner designó al autor intelectual de la expropiación YPF-Repsol, Axel Kicilof, como nuevo ministro de Economía el mes pasado.

Los efectos colaterales que han seguido no presentan una imagen favorable de Argentina a la comunidad de naciones democráticas, especialmente a los grupos que promueven la transparencia y la libertad de prensa.

Argentina ya es el primer país censurado por el Fondo Monetario Internacional por la manipulación de los datos económicos y es probable que la organización continuará censurando al Gobierno.

La estallido social ha tocado 19 de las 23 provincias de Argentina. Negocios, incluyendo supermercados, fueran atacados y saqueados por grupos violentos. Badoo, la copia china de Facebook y otros medios chinos informan de que los chinos poseen 80% de los supermercados y tiendas de alimentación en Argentina. Un comerciante chino fue asesinado durante los disturbios.

El gobierno afirmó que agitadores externos fueron los responsables de los disturbios. Pero el problema tiene más que ver con la salud de la economía.

Las primeras advertencias fueron evidentes a principios de año en el proyecto de Vaca Muerta, en la Patagonia. Los trabajadores del petróleo en Vaca Muerta han ido a la huelga de forma esporádica y sus demandas salariales aún no han sido completadas por el Gobierno.

Además, los ciudadanos locales y los grupos indígenas continúan protestando contra el Gobierno, que está vendiendo los derechos de exploración a empresas extranjeras después que la presidenta Cristina Kirchner dijese a los argentinos que YPF fue expropiada para el beneficio de la nación.

Segun la Administración Federal de Energía de los Estados Unidos, Vaca Muerta es uno de los yacimientos más grandes de petróleo y gas en el mundo.

Sin embargo, el malestar social se vio agravado el 5 de diciembre por huelgas policiales en 17 de las 23 provincias. Los sindicatos demandan que los salarios se ajusten a la tasa de inflación que cotiza oficialmente en el 10%, pero es probablemente mayor.

El Gobierno Kirchner tenía pocas opciones aparte de autorizar aumentos salariales. Los saqueos continuaron esporádicamente, a pesar de la intervención de los gendarmes federales. Con el aumento de inflación la venta del dólar informal es ya 45% más que la tasa oficial.

Considerando las condiciones actuales, Axel Kicilof, el autor intelectual de la expropiación de YPF-Repsol, fue una elección lógica como nuevo ministro de Economía.

Kicilof, con 42 años de edad, se ha caracterizado como parte de la nueva generación de dirigentes peronistas y fue adoctrinado en la organización estudiantil La Cámpora. Él apoya una política en la que las ganancias sean retenidas y no retiradas en la tradición de los neoliberales.

Varios ministros de Economía y los directores de los bancos centrales han sido sacrificados en el altar del peronismo en el pasado, ofreciendo planes de acción audaces que no cumplen con su publicidad. Es difícil descartar que Kicilof evitará el mismo destino.

Pero al mismo tiempo que Kicilof fue criticado por la prensa internacional por la nacionalización que empujó Repsol fuera de la acción sus actos abrieron la puerta para Chevron, Shell, Dow y Bridas de China para entrar en el juego.

Chevron y ha comprometido $17 mil millones de largo plazo para desarrollar Vaca Muerta.

Varios medios de comunicación dicen que los directores de Repsol aprobó por unanimidad la nueva indemnización provisional basada en la recomendación de la petrolera estatal mexicana Pemex, que tiene una pequeña cuota de 9,5% en el consorcio YPF.

Según el Buenos Aires Herald, los directores de Pemex denunciaron que la gestión de Repsol no ha protegido los intereses de los accionistas. Al mismo tiempo, los analistas dicen que el presidente de Repsol Antonio Brufau ha llevado a la compañía a un año de desempeño financiero excepcional.

Después de que Repsol aceptase la propuesta la presidenta argentina Cristina Kirchner llamó por teléfono al presidente de México, y el presidente de Pemex para agradecerles su apoyo.

Repsol-YPF es una guerra económica entre las naciones que apoyan el movimiento libre del capital y los Gobiernos que buscan controlar la inversión extranjera.

El riesgo de Repsol es que los bonos se descuentan a una fracción de su valor original. Es también un recordatorio que la Argentina está de nuevo reviviendo su pasado.