10 cosas que has de saber antes de hacer el Transiberiano

Es una aventura de leyenda.

El Transiberiano es una aventura de leyenda. Atravesar Rusia en tren es sin duda la mejor forma de conocer las muchas realidades de este gigante. Como seguro que en algún momento has pensado que realizar este viaje, aquí te dejo 10 consejos sobre la mítica travesía.

1.- Asegúrate primero la visa

Para entrar en Rusia necesitamos visa y obtenerla es un poco (bastante) más tedioso que para cualquier otro país. En este artículo te explico cómo obtener el visado para Rusia sin morir en el intento. No lo dejes para última hora porque lleva tiempo y hasta que no la obtengas no habrá forma de entrar en el país.

2.- No es un viaje, es una auténtica aventura

El Transiberiano no es para advenedizos. Si tu currículum viajero son fines de semana por Europa y unas vacaciones en Bali, lo mejor es esperar a estar un poco mas curtido. Visitarás zonas muy remotas, apenas hay confort y tendrás que valerte por ti mismo durante varias semanas en lugares donde la comunicación no es sencilla.

3.- Hay que llegar como mínimo a Ulan Ude

Si quieres tener el certificado de Transiberiano hay que llegar desde San Petersburgo o Moscú como mínimo a Ulan Ude. Si no llegas a esta ciudad situada al otro lado de Siberia, simplemente has tomado el tren para ir de una ciudad a otra. La matrícula de honor te la dan si haces los casi 10 mil kilómetros que separan San Petersburgo de Vladivostok.

4.- Lleva todo el ocio del mundo

Las distancias en Rusia son enormes y un trayecto normal en tren puede durar perfectamente 24 horas. Seguro que tienes libros y series pendientes que aún no has visto por falta de tiempo. Es el momento de hacerlo, tendrás muchas horas libres que ocupar. Por supuesto, no cuentes con que Internet y el 4G te acompañen. Lleva todo el ocio descargado en la tablet.

5.- Tres categorías de cabina

Dispones de tres categorías de cabina. La tercera es un vagón abierto lleno de camas muy económico e ideal para conocer gente ya que no hay intimidad. La segunda son cabinas cerradas con 4 camas y la primera son las mismas cabinas con dos comodísimas camas, televisión y excelente servicio a bordo.

6.- Mejor la cama de arriba

Como seguramente no podrás viajar en primera clase porque la diferencia de precio es estratosférica, lo mejor es que reserves una cama arriba. Las camas de abajo además son el asiento de tus compañeros de cabina o vagón. Las de arriba son un sancta sanctorum estrechito pero inviolable.

7.- Baños y restaurante

Todos los vagones tienen baños que van limpiando con frecuencia durante el trayecto, pero intenta montar en el tren con la mayoría de las necesidades hechas. Por la higiene general no has de preocuparte. Hay un cabina-ducha que has de reservar con tiempo al precio de 1,5€ la media hora. Si el baño es el talón de Aquiles de los trenes, el vagón-cafetería es lo mejor. Amplio, cómodo, económico y con una carta propia de un restaurante. Pasarás muchas horas allí.

8.- Menos es más

Intenta llevar el mínimo equipaje posible. Por espacio de almacenaje y movilidad. Una vez en el tren lleva la ropa que usas para estar en casa. Procurarte la máxima comodidad es fundamental. Por supuesto no puede faltar en tu equipaje antifaz para dormir y tapones para los oídos.

9.- Cerveza, embutido y la mejor sonrisa

Cuando dejes atrás Kazán apenas podrás comunicarte con tus compañeros de vagón en otro idioma que no sea el ruso. En general la gente es reservada especialmente con los extranjeros, pero esa barrera se supera si sacas unas birras, un poco embutido y la mejor sonrisa. Ellos te la devolverán. Por cierto, en el Transiberiano está prohibido el vodka y las bebidas de alta graduación. Sabia decisión.

10.- Lo mejor está fuera de las ciudades

Quitando San Petersburgo y Moscú, el resto de las grandes ciudades no son algo especial, pero en sus provincias está el encanto del viaje. Organiza bien las excursiones para conocer a los pastores nómadas de Buretia, la herencia islámica de Tatarstán o los paisajes de Siberia. Conocer esta diversidad es la verdadera razón por la que hacemos el Transiberiano.

Si estáis interesados en realizar el Transiberiano y necesitáis información os recomiendo la visitar la web de al agencia Svoya Tropa especializada en la travesía y en turismo activo en Rusia.