Irán confirma la muerte de Ebrahim Raisí, su presidente, en accidente de helicóptero

Irán confirma la muerte de Ebrahim Raisí, su presidente, en accidente de helicóptero

Un dron turco detectó esta madrugada la señal térmica del helicóptero accidentado en un punto de difícil acceso situado una zona montañosa de Azerbaiyán Oriental. No había signos de vida. 

Captura de un vídeo en el que se aprecia el helicóptero siniestrado en el que viajaban Raisi y su equipo.Iranian Red Crescent Society / Anadolu via Getty Images

Se confirman los peores augurios: el presidente de Irán, Ebrahim Raisí, y el ministro iraní de Exteriores, Hosein Amir Abdolahian, han muerto finalmente en el accidente de helicóptero en una zona montañosa del noroeste del país que se produjo ayer. Lo han confirmado en la mañana de este lunes la televisión estatal y la agencia oficial IRNA. Más tarde, han sido los portavoces del régimen los que lo han ratificado. 

"El ayatolá Raisí y sus acompañantes perdieron la vida en el accidente de helicóptero", afirmó literalmente el primer de los medios. "El ayatolá Raisí, el querido presidente de nuestro país, falleció en un accidente de helicóptero en la región de Varzeqan, en Azerbaiyán Oriental, y se unió al Reino Supremo", confirmó IRNA, por su parte. Palabras que repitió horas más tarde un portavoz oficial, entre lágrimas propias y gemidos del personal que escuchaba su intervención. 

La Media la Media, desplazada hasta el punto del siniestro, había informado esta madrugada de que un dron turco había identificado el lugar en el que el helicóptero en el que viajaba el mandatario, junto a al ministro de Exteriores y su comitiva, después de que se viera obligado a hacer un "aterrizaje forzoso". En su canal de Telegram ya había indicado que no había "evidencia de que los ocupantes del helicóptero estuvieran con vida". 

Pir Hosein Kolivand, jefe de la Media Luna Roja en Irán, cuando se encontraba a apenas dos kilómetros de los restos del helicóptero, había apuntado que "la situación no era buena", mientras el operativo de búsqueda, en el que participan 46 equipos y 230 profesionales, se acercaba a la zona de difícil acceso en la que se encuentra el helicóptero. Al final, la confirmación ha sido la esperada. 

Los cuerpos ya han sido recuperados, según se ha difundido hacia las 8:30 horas, y están siendo trasladados en ambulancias al cementerio de la ciudad de Tabriz. El comandante del Cuerpo Ashura de la Guardia Revolucionaria de Irán, Asghar Abbas Qolizadé, ha manifestado en declaraciones a la prensa que "desafortunadamente, algunos de los cadáveres de los mártires han quedado carbonizados y no pueden ser identificados", sin que las autoridades se hayan pronunciado al respecto.

IRNA ha informado de que tras el fallecimiento del mandatario se ha “convocado una reunión urgente del Gabinete”, que presidirá el vicepresidente primero de Irán Mojber, quien debería asumir la presidencia según la Constitución iraní. El gabinete iraní aseguró este lunes que no habrá "problemas" en la administración del país tras la muerte del presidente. "Con la ayuda de dios todopoderoso y del pueblo, no habrá problemas en la administración del país", indicó en un comunicado tras esa primera reunión de emergencia. "Aseguramos a nuestra leal, agradecida y querida nación, que el camino lleno de honor y servicio continuará con el espíritu del incansable ayatolá Raisí, héroe y servidor de la nación", añadió. 

Retrato reciente del presidente de Irán, Ebrahim Raisi, desaparecido tras el accidente del helicóptero en el que viajabaMert Gokhan Koc

Tras el anuncio de la muerte de Raisí comenzaron a llegar los pésames de altas figuras de la política iraní. "Ofrezco mis condolencias por el martirio del Presidente de la República, de mi querido hermano el ministro de Exteriores y de otros honorables mártires del doloroso incidente de ayer”, dijo en Instagram el exministro de Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif. “A Alá pertenecemos y a él regresaremos…”, afirmó en X por su parte el vicepresidente de Irán para Asuntos Ejecutivos, Mohsen Mansouri.

"Completamente calcinado"

Un miembro del Gobierno iraní señaló a la agencia Reuters que el helicóptero estaba "completamente calcinado". "Desgraciadamente, se teme que todos los pasajeros estén muertos", era su previsión desde el lugar en el que había caído la nave después de volver de la inauguración, este domingo, de una presa junto con su homólogo azerbaiyano, Ilham Alíev. Fue en la frontera entre los dos países, un proyecto que ambos calificaron como un paso adelante en las relaciones bilaterales..

Además del presidente y del poderoso canciller, en la nave volaban el gobernador de Azerbaiyán Oriental, Malik Rahmati, y el líder de los rezos de los viernes de la ciudad de Tabriz, Mohammad-Ali Al-Hashem.

La televisión estatal iraní mostró vídeos de los restos del helicóptero en un área montañosa y boscosa de la zona de Varzeqan, en la provincia de Azerbaiyán Oriental, así como imágenes de miembros de los equipos de rescate al lado del aparato en medio de una densa niebla.

El líder supremo de Irán, Ali Jameneí, había llamado el domingo a la calma ante el paradero de Raisi y aseguró que "no habrá interrupciones en las funciones del país", engrasada como está la maquinaria de la República Islámica. Mientras tanto, cientos de personas se congregaron en las ciudades de Mashad, Qom y Teherán para rezar por el bienestar del mandatario ultraconservador, según imágenes emitidas por la televisión estatal.

¿Quien sustituiría al presidente de Irán?

“En caso de fallecimiento, destitución, dimisión, ausencia o enfermedad por un tiempo superior a dos meses del Presidente de la República el vicepresidente primero de la República tomará el mando”, indica el artículo 131 de la Constitución de la República Islámica de Irán. Pero esto debe de contar con el “consentimiento del Líder supremo” del país, Ali Jamení.

El actual primer vicepresidente de Irán es Mohammad Mokhber, de 68 años, que ocupa el cargo desde 2021 y que antes ocupó puestos como la dirección del poderoso conglomerado “Ejecución de la Orden del Imán Jomeiní” (EIKO, en inglés) por lo que está sancionado por Estados Unidos desde 2021.

Además, se tendría que “formar un consejo integrado por el presidente del Parlamento, el presidente del Poder Judicial y el vicepresidente primero de la república, que en un plazo no superior a 50 días, tendrá que realizar las elecciones para elegir al nuevo presidente del país”, siempre de acuerdo con la Constitución del país.

El vicepresidente primero Mohammad Mokhber debería ser el sustituo de Ebrahim Risi.Farzam Saleh

En caso del fallecimiento del vicepresidente primero o por otras circunstancias que impidan el desempeño de su labor, así como en el supuesto de que el presidente fallecido careciera de vicepresidente primero, entonces, el líder supremo nombraría a otra persona en su lugar.

Infiltrados
Un proyecto de Ikea

Ebrahim Raisi de 63 años, un clérigo religioso de la línea dura, fue elegido presidente de Irán en 2021, en unas elecciones presidenciales con la participación más baja en la historia de la República Islámica. Durante su Gobierno se ha intensificado la represión contra activistas, mujeres y críticos con el régimen. Ha sido la diana de las críticas de las protestas por la muerte de Mahsa Amini a manos de la policía de la moral y ha sido, además, el primer mandatario que ha ordenado un ataque directo a Israel, su máximo enemigo junto a EEUU.