Huffpost Spain

Esperanza Aguirre, sobre los arquitectos: "Habría que matarlos" (VÍDEO)

Publicado: Actualizado:

Pocas horas después de instar a la Fiscalía a tomar medidas contra quienes clamaron "¡Esperanza muérete!" en la apertura del curso académico universitario 2012-2013, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, deberá tomar varias dosis de su propia medicina.

En un vídeo emitido en el programa de La Sexta El Intermedio, se recogen las imágenes de la 'lideresa' en una visita a la localidad madrileña de Valdemaqueda —en el límite entre la Comunidad de Madrid y Ávila— donde, refiriéndose a los arquitectos, sentencia: "Habría que matarlos". "¿Tú sabes por qué habría que poner pena de muerte?", prosigue, para rematar: "Me caen mal los arquitectos porque sus crímenes perduran más allá de su propia vida".

Con sus palabras, Aguirre expresa su rechazo hacia el edificio de la Casa Consistorial de Valdemaqueda, y así se lo hace saber al alcalde de la localidad, Álvaro Santamaría (PP): "¿Qué es eso que tienes ahí?", le pregunta.

El diálogo es el siguiente:

Alcalde: "¿El ayuntamiento? Ah, esa cosa. Pues tiene premios, presidenta. Tiene premios de arquitectura.

Esperanza Aguirre: "La única ventaja de la crisis, que se acabó".

Alcalde: "Sí, sí, creo que se hizo con Prisma"

Esperanza Aguirre: "Yo no he visto nada más feo".

Alcalde: "¿No te gusta?".

Esperanza Aguirre: "¡Cómo me va a gustar, en lo recóndito de una plaza como esta!".

Alcalde: "Pues, pues esos son los arquitectos de la Comunidad".

Esperanza Aguirre:"Ya, es que habría que matarlos".

Alcalde:"Les dan premios".

Esperanza Aguirre:"Mario, que es muy burro (dirigiéndose a una persona que tiene al lado) ¿Tú sabes por qué habría que poner pena de muerte? Me caen mal los arquitectos porque sus crímenes perduran más allá de su propia vida. Se ha muerto y ahí nos ha dejado esto".

Alcalde: "Sí, si te acercas a la Iglesia, lo que han hecho en la Iglesia...".

La visita de Aguirre se produjo el mismo día en el que acudió, por sorpresa, al puesto de mando avanzado instalado en la plaza de Valdemaqueda para interesarse por las tareas de extinción del incendio que se había producido tres días antes en la sierra oeste madrileña.

Fue ese día cuando reprochó a unos cámaras de Telemadrid que hubieran acudido al lugar a filmar su visita: "¡Pero qué pelmazos!", se ofuscó al ver una unidad móvil de la cadena.

ES DELITO

Este martes, tras los incidentes en la apertura del año académico, la presidenta madrileña fue rotunda a la hora de pedir a la Fiscalía que actuara contra los que habían coreado "¡Esperanza muérete!".

"Una cosa es protestar por las decisiones que las autoridades de cualquier nivel quieran tomar, la protesta es totalmente legítima, pero cuando la protesta pasa a amenazas de muerte y a utilizar el lenguaje criminal, esto ya se convierte en un delito", sostuvo.

"Esto en un régimen democrático como es el español es intolerable. En regímenes totalitarios y genocidas, que puede que a algunos les guste, pues muy bien que lo toleren, pero en la democracia española las amenazas de muerte a nadie se les puede consentir", zanjó.


Esperanza Aguirre
Las amenazas de muerte a los adversarios políticos son delitos intolerables en democracia.

UNA OBRA PREMIADA

Los arquitectos de la Casa Consistorial de Valdemaqueda son Ignacio García Pedrosa y Ángela García de Paredes y el cliente, tal y como apunta el alcalde de la localidad a Aguirre, la Consejería de Medio Ambiente de la Comunidad de Madrid.

La obra, de 527 metros cuadrados, fue premiada en la V Bienal de Arquitectura Española de 1999 y fue finalista del Premio FDA de Arquitectura de 1999. Recibió además el Premio de la revista inglesa Architectural Review A+R Award.

La obra se inició en enero de 1996 y se concluyó en diciembre de 2008. Costó por aquel entonces 50.225.042 pesetas, unos 300.000 euros actuales.

casa consistorial

También en El Huffington Post

Aguirre y los arquitectos
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen

Sugerir una corrección