POLÍTICA

Cospedal pierde la demanda de honor contra Bárcenas

05/12/2013 14:11 CET | Actualizado 05/12/2013 14:52 CET

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha perdido la demanda de honor que presentó en un juzgado de Toledo contra el extesorero de su partido Luis Bárcenas.

En un auto hecho público hoy, el juez absuelve a Bárcenas de la demanda civil que se vio en el Juzgado de Toledo el pasado día 18 de octubre.

El Tribunal concluye que no existen suficientes pruebas de que el demandado "fuera la persona que está detrás de la campaña difamatoria o que fuera quien entregó los papeles a esa tercera persona que se los proporcionó al periódico, lo que no implica que no lo fuera, pues tampoco hay pruebas concluyentes que lo descarten". "Pueden existir sospechas, pero no pruebas concluyentes que permitan darlo por probado en este procedimiento", agrega.

El Juzgado no impone costas a la parte demandante "por concurrir serias dudas de hecho, pues la parte demandante tenía motivos para creer o pensar, a la vista de los indicios existentes", que el demandado fue el autor de la filtración. Contra la resolución cabe interponer recurso de apelación en una plazo de 20 días desde su notificación.

"EVIDENTE ANIMADVERSIÓN"

El Tribunal que "no se prueba de manera concluyente", por parte de Bárcenas, la veracidad o no de los papeles confeccionados, y añade que su interrogatorio "carece de suficiente credibilidad" y, además, "tiene, a pesar de negarlo, una evidente animadversión" hacia Cospedal, "puesta de manifiesto en su interrogatorio judicial".

Asegura el auto que la parte demandante "prueba la intromisión ilegítima y el carácter infamante o difamatorio de la información proporcionada" al periódico, pero no da por probada la autoría de la filtración por parte del demandado.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Cospedal interpuso la demanda tras la publicación en el diario El País, el 31 de enero de 2013, de varios papeles manuscritos atribuidos al extesorero que reflejarían una presunta contabilidad B del partido en el Gobierno.

Cospedal demandó por un lado al extesorero del PP y por otro al diario El País —que fue retirada— por publicar y difundir esa supuesta contabilidad. En los documentos figuraban dos pagos de 7.500 euros a Cospedal, que, tras desmentir la información, decidió defender en los tribunales, como otros dirigentes, su honorabilidad y la de su partido.

El pasado 14 de agosto, Cospedal negó ante el juez la existencia de una caja B del PP, haber percibido sobresueldos en negro y explicó que el control de las donaciones corresponde al tesorero.

Durante el cara a cara que se celebró en Toledo, Bárcenas explicó que "es mi mano la que hizo esas anotaciones y fue mi mano la que entregó a la señora Cospedal el sobre". "Las entregas de dinero negro no hay testigos normalmente", dijo.

"Somos respetuosos con la decisión judicial", ha señalado la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría tras la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

NOTICIA PATROCINADA