POLÍTICA

El comisario Villarejo denuncia a González por acusarle de "chantaje"

03/03/2015 13:50 CET | Actualizado 03/03/2015 14:00 CET
EFE

Del ático al tribunal. El comisario José Manuel Villarejo ha presentado este martes una denuncia ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) contra el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, quien este lunes acusó al propio Villarejo y al comisario Enrique García Castaño de chantajearle para parar las pesquisas sobre su piso de lujo en Estepona, han informado a Europa Press fuentes jurídicas.

Según ha adelantado la Cadena Ser la denuncia la presenta Villarejo contra González "porque los hechos relatados podrían ser constitutivos de los delitos de acusación y denuncia falsa, amenazas y coacciones, así como injurias y calumnias, estas dos últimas agravadas por la publicidad con la que se han llevado a cabo".

El Mundo publicó este lunes que el presidente autonómico pidió ayuda a policías para "ocultar" el caso de su ático en Estepona. Según este periódico, González mantuvo una reunión con dos mandos policiales tres meses después de que comenzara la investigación y en la conversación solicitó que 'no transcendiera que era inquilino de una sociedad 'off shore'. Sin embargo, el presidente dijo ayer que fue al revés y que los comisarios fueron los que le chantajearon.

GONZÁLEZ ACUSÓ A LA POLICÍA DE "CHANTAJE"

Ignacio González compareció ayer en rueda de prensa para desmentir las informaciones sobre la reunión con varios mandos policiales para pedirles que taparan información sobre el caso de su ático en Marbella.

Durante la comparecencia, el presidente madrileño acusó a la policía de "chantaje y extorsión". Confirmó que sí se reunió con los comisarios Enrique García Castaño y José Villarejo, pero matizó que no fue un encuentro formal.

Según su versión, los comisarios, con quienes tomó un café en compañía de cuatro colaboradores, le informaron de que se habían iniciado actuaciones policiales sobre su ático y que si les facilitaba algún recibo del alquiler, se podía evitar que esas "actuaciones policiales" salieran a la luz, lo que ha calificado de "chantaje" para tratar de encubrir una actuación policial ilegal.

"Como no tenía nada que ocultar, no caí en el chantaje que me hacía este señor, que lo que pretendía era tapar una actuación policial que, como se ha demostrado posteriormente, era ilegal", ha subrayado el jefe del Ejecutivo autonómico.

Después, él mismo acudió al "juez que correspondía" -juzgado de instrucción número 47 de Madrid- para denunciar "toda la estrategia" contra él, lo que conllevó la apertura de un procedimiento ratificado por la Audiencia Nacional y por el que ha sido imputado el comisario jefe de la Policía de Marbella, Agapito Hermés, quien inició la "investigación ilegal", según el relato del presidente.

TE PUEDE INTERESAR