Huffpost Spain

Blesa y Rato se sentarán en el banquillo por las 'black' el 23 de septiembre

Publicado: Actualizado:
RATO
Imagen de archivo de Rodrigo Rato | EFE
Imprimir

El juicio por las polémicas tarjetas 'black' de Caja Madrid, que sentará en el banquillo a 66 investigados entre los que figuran los expresidentes de la entidad Miguel Blesa y Rodrigo Rato, comenzará el próximo 23 de septiembre en la Audiencia Nacional, han informado fuentes jurídicas a la agencia Efe.

Durante dos días, 23 y 26 de septiembre, las partes formularán sus cuestiones previas, momento en el que las defensas expondrán ante el Tribunal sus discrepancias con algunas pruebas admitidas a trámite, como los resguardos de los gastos aportados a la causa por Bankia, cuyo actual equipo descubrió y denunció las 'black'.

Aunque será del 30 de septiembre al 7 de octubre cuando la sala proceda al interrogatorio de los antiguos usuarios de las tarjetas a los que se les acusa de apropiarse de forma continuada e indebida del patrimonio de Caja Madrid por medio de un sistema "opaco" no justificado.

Se espera que inauguren la vista los expresidentes Miguel Blesa, para quien la Fiscalía Anticorrupción solicita seis años de prisión, y su sucesor en el cargo, Rodrigo Rato, que se enfrenta a cuatro años y medio de cárcel.

LAS ACUSACIONES

Bankia va más allá y los acusa también de administración desleal, al igual que el FROB, que reclama cuatro años y nueve meses de prisión para Blesa y tres años para Rato.

A continuación, los días 10, 11 y 13 de octubre desfilarán por la sede de la Audiencia Nacional en San Fernando de Henares (Madrid) los testigos, mientras que dos semanas después lo harán los expertos aportados por las partes con el fin de defender las pruebas periciales incorporadas a la causa.

Una vez finalizados los interrogatorios a los peritos, cuya última sesión está programada para el próximo 15 de noviembre, la sección cuarta de la sala de lo Penal valorará las pruebas documentales, así como los informes durante tres días (16, 17 y 18 de noviembre).

Los 66 usuarios de las tarjetas están acusados de un supuesto delito continuado de apropiación indebida, con penas de entre uno y cuatro años de prisión, dependiendo de si se aplica el atenuante de reparación de daño al haber devuelto parte de los más de 15 millones de euros gastados en hoteles, restaurantes y otros lujos.

En el caso de Bankia, como heredera del negocio de Caja Madrid, la entidad pide penas a los exconsejeros y exdirectivos en función del dinero gastado y el que hayan devuelto.

TE PUEDE INTERESAR

Close
Rato, detenido
de
Compartir
Tuitear
PUBLICIDAD
Compártelo
cerrar
Esta imagen
 

Información cedida por ver más