POLÍTICA

Margallo revela que España debe "favores" por declaraciones internacionales contra la independencia de Cataluña

Carles Puigdemont, Oriol Junqueras y otras fuerzas catalanas han mostrado su estupor y han pedido que el exministro comparezca en el Congreso.

23/03/2017 16:38 CET | Actualizado 23/03/2017 17:06 CET

El exministro de Asuntos Exteriores José Manuel García-Margallo ha abierto este martes una grieta en el discurso del Gobierno sobre el aislamiento internacional de los independentistas catalanes. En una entrevista en 13TV, Margallo dejó caer que España debe favores a otros países por haberse pronunciado públicamente contra el proceso soberanista catalán.

"Nadie sabe el esfuerzo que ha costado eso y los favores que debemos a una cantidad de gente por haber logrado que hagan las declaraciones que han hecho", dijo en antena el exministro de Asuntos Exteriores, que ahora es presidente de la Comisión Mixta de Seguridad Nacional.

Sus palabras han causado estupor entre las fuerzas catalanas, que han pedido su comparecencia en el Congreso para que aclare cuáles son los "favores" que España debe a terceros países.

UNAS DECLARACIONES "IMPRESENTABLES"

El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha tachado estas afirmaciones de impresentables, enormemente preocupantes y muy graves, por lo que espera que "el sistema democrático español sea suficientemente maduro" para pedirle explicaciones en sede parlamentaria.

Considera que Margallo debe justificar qué recursos públicos ha utilizado, a qué compromisos ha llegado y qué favores debe España, ha reclamado. Por eso, le ha acusado de utilizar su representación institucional como ministro para ir "contra los intereses de los catalanes, de una parte del Estado español". Si el Gobierno central no desmiente a su exministro, Puigdemont interpretará que "es evidente que piensan pagar estos favores".

Además, ha pedido que se escandalicen por esas declaraciones los partidos que se escandalizaron contra el dimitido senador Santi Vidal cuando dijo que el Govern consiguió ilegalmente datos fiscales de los catalanes -lo que el Govern negó-.

Ha pedido a esos partidos que se indignen también con Margallo y exijan una comparecencia, una comisión de investigación "y, si conviene, lleven el caso hacia la Fiscalía" porque el exministro usó recursos públicos de manera innoble, según él.

"LOS SOBORNOS QUE HAN IDO PIDIENDO"

El vicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras, también ha lamentado las declaraciones de Margallo al preguntársele por esta cuestión en una entrevista en Catalunya Ràdio, recogida por Europa Press: "Sabemos todo lo que han hecho, o mucha parte de las cosas que han hecho".

Ha constatado también "las promesas que han ido haciendo, los sobornos que han ido pidiendo para obtener algún tipo de declaración" contra el independentismo catalán.

Junqueras ha añadido que buscaban del extranjero alguna declaración para "que pareciera que quizás no terminaba de enraizar del todo el proceso democrático" soberanista

EL ENFADO DE LOS PARTIDOS

Según ERC, Margallo, admitió que durante su mandato como ministro de Asuntos Exteriores presionó a otros gobiernos para que no se mostraran a favor del derecho de autodeterminación.

El portavoz de ERC, Joan Tardà, considera que las palabras de Margallo son la mejor prueba del "juego sucio" del Estado contra "la demanda legítima" de Cataluña, dentro de España recurriendo a la vía judicial y fuera practicando "la mentira y el desprecio" a la realidad catalana.

Desde el PDeCAT, Jordi Xuclá ha registrado también una batería de preguntas por escrito al Gobierno y ha pedido a Margallo que aclare el alcance de la llamada "comisión barretina" creada en el ministerio para seguir "al milímetro" cualquier movimiento de la Generalitat y "frenar la libertad de expresión" del Parlament.

"Creo que esto es un escándalo mayúsculo", ha denunciado Xuclá, que reconoce que la comparecencia de Margallo depende de la voluntad del propio exministro ya que no está prevista reglamentariamente.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

-Los ex Margallo y Mas se ven las caras: una historia de reproches, vetos, votos y hasta risas

-Una treintena de ultraderechistas recibe a Artur Mas en Madrid al grito de "¡Hijo de puta!"

OFRECIDO POR NISSAN