POLÍTICA

“En España no hay presos políticos. Nos sentimos insultados”

Tres presos, torturados y exiliados durante el franquismo, alzan la voz en Bruselas contra la "campaña de desprestigio hacia la democracia española".

29/11/2017 21:03 CET | Actualizado 29/11/2017 21:35 CET
HUFFPOST

Quieren alzar la voz porque conocen bien lo que supone sufrir en sus propias carnes la persecución de la dictadura franquista. Hartos de escuchar comparaciones de la España actual con el franquismo a cuenta del conflicto catalán, tres presos, torturados y exiliados durante la dictadura han llegado a Bruselas para denunciar que en "España no existen presos políticos".

Invitados por la eurodiputada de UPyD Maite Pagazaurtundúa, los tres presos del franquismo afirman querer "salir al paso de la campaña de desprestigio hacia la democracia española que están llevando a cabo el presidente y consejeros del legalmente cesado gobierno de Cataluña".

Teo Uriarte (Sevilla, 1945) fue encausado en el denominado Proceso de Burgos y condenado en 1970 a dos penas de muerte y 60 años de prisión. En 1977 el gobierno de Adolfo Suárez liberó a Uriarte y fue enviado a Bruselas. Uriarte impulsó la disolución de una de las escisiones de ETA. Hasta 2012 vivió protegido con escolta ante la amenaza de ETA.

Iñaki Viar Echeverria (Bilbao, 1945) fue detenido en 1969 y condenado a 20 de prisión por terrorismo y 3 años más por desórdenes públicos. Pasó ocho años en la cárcel. Fue liberado tras la promulgación de la Ley de Amnistía en 1977. Psiquiatra y psicoanalista, ha sido profesor de la Universidad del País Vasco.

Javier Elorrieta (Sestao-Vizcaya, 1948) fue detenido y torturado en 1968. Tras ser condenado a ocho meses de cárcel por el Tribunal de Orden Público, se exilió en Francia en 1971 y permaneció allí hasta finales de 1976. Periodista, poeta y columnista, se dedicó a la política activa de la mano del PSOE. Fue fundador del Foro de Ermua y posteriormente participó activamente en la Fundación para la Libertad.

Quienes dicen que en la España de 2017 hay presos políticos lo hacen para desprestigiar la democracia española y el Estado de DerechoIñaki Viar

El HuffPost ha mantenido una conversación con ellos antes de la presentación de su manifiesto en el Parlamento Europeo.

Ustedes han sido presos políticos. ¿Hay ahora presos políticos en España?

Javier Elorrieta. Claro que no, en España no hay presos políticos... Hemos decidido titular nuestro manifiesto "En España no hay presos políticos" para no andarnos con sutilezas.

Iñaki Viar Echevarria. Es una infamia. Quienes dicen que en la España de 2017 hay presos políticos lo hacen para desprestigiar la democracia española y el Estado de Derecho. Una forma más de tratar de lograr sus objetivos nacionalistas. Además, no es verosímil. ¿En qué dictadura del mundo se puede decir libremente que hay presos políticos? Si España fuera una dictadura dirían estas cosas e irían a la cárcel. Si pueden decir que aquí hay presos políticos falseando la verdad es porque estamos en una democracia. En una dictadura lo que no se puede decir es que es una dictadura.

Teo Uriarte. La mayor parte de nosotros que pasamos por la cárcel en tiempos del franquismo nos sentimos insultados por Puigdemont y sus consejeros, que se consideran presos políticos y exiliados. ¿Pero éstos saben de verdad lo que era ser un preso político? Recuerdo mi estancia: Comer de rancho, una visita cada tres meses con la familia, durante años sin abogado, con unas condiciones sanitarias durísimas. ¡Son unos indignos!

¿Se ha explicado poco lo que fue el franquismo como para que ahora haya quien pueda ver similitudes con la situación actual?

Javier Elorrieta. No se ha explicado poco. Hay una cantidad enorme de libros y análisis sobre el franquismo...

Teo Uriarte. Pero ha habido poca comunicación. Los partidos y quienes tenían que explicar lo que fue la transición han sido muy limitados en sus discursos. El problema de España que ahora lo estamos pagando con Cataluña es que el discurso político ha sido bastante ajeno a los partidos políticos. De política en España no se habla. Solía decir a los amigos: tendremos que volver a la cárcel para volver a hablar de política.

Iñaki Viar Echevarría. Yo sí que creo que se ha explicado poco. No es nada fácil explicar lo que es una dictadura. En España los menores de cuarenta años, en realidad los menores de 50 porque no tenían uso de razón, no han vivido en una dictadura. Explicárselo no es fácil. Lo siniestro que era, sobre todo para quienes luchaban contra ella. Saber que cualquier noche podían venir a detenerte. Que si sonaba el timbre a las cinco de la mañana no era el lechero, como en la famosa frase de Churchill, sino que era la policía y te podían torturar. Los más jóvenes es difícil que lo puedan entender ahora, aunque lo hayan visto en películas. No es fácil trasladar la sensación de falta de libertad y sobre todo de vivir con temor.

HUFFPOST

¿Por qué han decidido venir a Bruselas a presentar su manifiesto en el Parlamento Europeo?

Iñaki Viar Echevarría. Puigdemont ha venido a Bruselas diciendo que huye de las leyes antidemocráticas de España. Pues nosotros estamos aquí para afirmar que es mentira. Que España es un país democrático y que él huye de un sistema democrático. Queremos dejar claro que no hay presos políticos. Nosotros somos los últimos presos políticos del franquismo que salimos con la ley de amnistía en 1977 y después no ha habido más.

Teo Uriarte. Queremos contrarrestar la mala propaganda... Que los tres que estamos aquí, que fuimos a la cárcel en el franquismo, tengamos que salir a defender la democracia en España tiene narices.

Javier Elorrieta. Queremos denunciar la campaña de desprestigio hacia la democracia española que están llevando a cabo el presidente y consejeros del legalmente cesado gobierno de Cataluña.

Que los tres que estamos aquí, que fuimos a la cárcel en el franquismo, tengamos que salir a defender la democracia en España tiene narices.Teo Uriarte

No solamente los independentistas catalanes consideran que hay presos políticos. Podemos, el partido de Pablo Iglesias, también lo ha sugerido. ¿Les parecen frívolas estas comparaciones con el pasado?

Teo Uriarte. No es frivolidad. Es profundísima ignorancia. Se iban a enterar ellos lo que valía un peine con las declaraciones que muchas veces hacen. Para justificar una opción antisistema tratan de poner al mismo nivel la dictadura franquista con la democracia española, algo absolutamente falaz.

Javier Elorrieta. Conocen poco lo que ha sido el franquismo. Son ignorantes. Voy a contar una anécdota. Yo era un mocoso de 19 años cuando entré en la cárcel. José María Junqueras Rubio –me consta que después le trataron de asesinar junto a Melitón Manzanas– participó en mis primeras sesiones de palizas. Me metieron en el "hostiadero". Me dijeron: chaval, ¿has oído que aquí se machaca? ¿Has oído que aquí se tortura? Pues eso que has oído es verdad... Que se lo cuenten a Pablo Iglesias. ¿Cómo podemos tener nosotros al recordar menos carga de odio que quienes no han sufrido todo aquello?

Teo Uriarte, usted estuvo también aquí en Bélgica en condiciones bien diferentes a las que tiene Puigdemont. ¿Qué le parece que el expresdient diga que se encuentra en Bélgica porque sufre persecución política?

Teo Uriarte. Nosotros teníamos veinte dulces añitos. Éramos más coherentes. Sabíamos que nos caía la de Dios. Teníamos que aguantarlo. Este salió a la calle en Bilbao, este volvió de Francia. A mí me mandaron aquí a Bélgica y al mes me escapé de nuevo a seguir con la broma clandestina. Teníamos un compromiso con lo que decíamos. Estos dicen. Nos equivocamos. No estábamos en condiciones para hacer esto. Y ahora aceptamos el 155 pero no renunciamos a nuestros fines. Hombre por dios dedicaros a la religión, no os dediquéis a la política. Los viejos del lugar alucinamos. Si has metido la pata, a lo hecho pecho.