BLOGS

El renacer de la Buena Política

29/06/2017 07:29 CEST | Actualizado 29/06/2017 07:29 CEST

Hay que reconocer que tanto Podemos como Ciudadanos supieron ganarse la confianza de millones de españoles. Ambas formaciones consiguieron ilusionar con su mensaje y ofrecieron esperanzas de cambio a un amplio espectro de la sociedad harta de la forma de comportarse del bipartidismo.

Si bien es verdad que ambas formaciones recolectaron un importante número de votos y de escaños, también lo es que en muy pocos meses han defraudado a gran parte de su público. Principalmente, al público más crítico, más informado y que sigue muy de cerca la actualidad política de nuestro país. Ese público que actualmente tiene una sensación de hartazgo mezclada con amplias dosis de decepción. Podríamos decir que en lo que va de legislatura ha quedado patente lo que podríamos llamar como el fracaso de la Nueva Política.

Podemos, con muchos más diputados y recursos que los tuvo en su día UPYD, reduce su lucha contra la corrupción a un autobús con fotos de políticos de derechas y periodistas. Nada que ver con la titánica lucha de los magentas, que sentamos en los tribunales a los principales corruptos del país. Los de Iglesias, al ver que su autobús rozaba el ridículo y de poco servía para acabar con la lacra de la corrupción, decidieron presentar una moción de censura contra el PP para dar un aire más serio a su forma de hacer política, pasando por alto la negociación con el resto de grupos parlamentarios antes de presentar su texto. En lo único en lo que se tradujo esta acción fue en horas y horas de palabrería vacía y marketing desde la tribuna del Congreso de los Diputados.

Activa UPYD pretende agitar conciencias, enarbolar y defender una política seria, responsable, honesta e integra.

En cuanto a Ciudadanos, el término "bluff" se les empieza a quedar pequeño. Ya no me refiero a la infame foto de Rivera cortando tarjetas blacks en la revista Vanity Fair. Dicha imagen únicamente sirvió para dejar claro los principios del máximo dirigente de la formación naranja. Cuesta creer que se prestara a ello, sabiendo perfectamente que los méritos corresponden a Unión Progreso y Democracia. Ahora, lo realmente grave no es que Rivera quiera atribuirse méritos de otros, sino que haya mirado para otro lado en la negociación entre PP y PNV que dio como resultado la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado. Es una auténtica vergüenza que Ciudadanos votara y avalara unas cuentas destinadas a fomentar la desigualdad, destinadas a agradar y a premiar a los que quieren romper España. Además, con importantes inversiones en Cataluña basadas en criterios políticos, y no en criterios socio-económicos que busquen la prosperidad de todo el conjunto del país. Podríamos incluso tildar de estafa lo hecho por Ciudadanos, puesto que dicen defender la igualdad de todos los españoles, pero, a la hora de la verdad, su estrategia en Cataluña es la que marca su forma de actuar y la razón de por qué miran hacia otro lado.

Así pues, con este panorama, no me queda más que reivindicar la buena política y escenificarla con el relanzamiento de la formación a la que represento. Activa UPYD pretende agitar conciencias, enarbolar y defender una política seria, responsable, honesta e integra. Queremos personas que estén en política para realizar reformas ambiciosas buscando la prosperidad de España, y no para ejecutar una continua estrategia partidista. El 1 de julio haremos un llamamiento en un acto público a las 11.30 en la Plaza Olavide de Madrid a todas las personas a las que les gusta la política con mayúsculas, que creen en la igualdad de todos los españoles, que están preocupadas por el futuro de nuestro país pero que, sin embargo, no ven que exista la misma preocupación en el Congreso de los Diputados. ¡Activamos UPYD y vamos a por todas!

NOTICIA PATROCINADA