Presta atención si estás siempre con el móvil antes de dormir

Si no quieres renunciar a tu rato de móvil antes de dormir, al menos lee los siguientes consejos para que te perjudique lo mínimo posible.

La gran mayoría de las personas están pendientes del móvil hasta la hora de dormir, incluso en la cama. Según un estudio de 2019 realizado por Common Sense Media, el 61% de los padres están con el móvil en la media hora previa a irse a la cama y el 70% de los adolescentes y jóvenes, también.

Pese a esto, muchos de ellos duermen sin problemas, señala Rafael Pelayo, especialista en medicina del sueño de la clínica Stanford Health Care. Según explica Pelayo, lo que más afecta al sueño no es el móvil o el brillo en sí, sino la clase de contenido que se consume en esos últimos momentos del día.

Leer o ver algo incómodo antes de dormir puede provocar una noche de mal descanso. Por el contrario, si se utiliza el móvil como herramienta relajante para cerrar el día, el descanso se verá favorecido.

Por eso, si no quieres renunciar a tu rato de móvil antes de dormir, al menos presta atención a los siguientes consejos de los expertos.

No te pongas al día con todas las notificaciones

Pelayo recomienda utilizar el móvil como herramienta para poner fin al día. Revisa la previsión meteorológica de mañana, pregúntale alguna duda a un amigo o planifica el entrenamiento que quieres hacer al día siguiente.

Sé consciente de qué notificaciones van a estresarte y cuáles no, y ni se te ocurra revisar notificaciones y mensajes que sabes que te van a estresar. Eso incluye noticias de actualidad y correos del trabajo.

Cambia el brillo de tu pantalla a un color más cálido el último rato antes de dormir

“Lo más perjudicial de las pantallas es su brillo, porque son capaces de simular la luz natural”, comenta Rebecca Robbins, profesora de Medicina en la Universidad de Harvard. La luz azul del móvil provoca el mismo efecto que el sol en el cerebro y el organismo.

Muchos móviles disponen en su configuración de una opción para cambiar el color del brillo. En el iPhone se llama Modo Noche. En los Samsung, Filtro de luz azul. En los Xiaomi, Modo lectura. Si tu móvil no dispone de esa función, existen múltiples aplicaciones gratuitas que puedes descargar.

Según Robbins, cambiar el brillo de la pantalla a una tonalidad más cálida puede ayudarte a relajarte antes de dormir. Ella recomienda activar esta función una o dos horas antes de ir a la cama.

Ten cuidado con el tiempo que pasas en las redes sociales

Según el Centro de Investigaciones Pew, 7 de cada 10 estadounidenses utilizan redes sociales, una proporción similar a la de España. Aunque no es necesariamente malo mirar Twitter o Instagram antes de dormir, Robbins subraya que puede provocar un mal descanso.

“Lo más peligroso de las redes sociales es que acabas perdiendo el control”, asegura. Es decir, aunque puedes elegir a tus contactos en cualquier momento, no puedes controlar qué anuncios te salen o qué comparten contigo tus contactos, y algunas cosas podrían estresarte.

Dado que no puedes elegir todo lo que ves, Robbins recomienda no usar estas redes sociales antes de dormir. Si aún sigues queriendo usarlas, al menos pasa ese rato viendo cuentas concretas que sabes que no te van a estresar.

Prueba una aplicación para meditar

Utilizar el móvil en la cama no es algo malo de por sí. Muchas personas usan el móvil para acceder a aplicaciones para meditar, algo que, asegura, es una herramienta muy útil para dormir.

Hay diversas aplicaciones para meditar disponibles en español, como Petit BamBou o Lojong, para todos los niveles y con diversos programas de meditación y mindfulness.

Escucha algún audiolibro, audiocuento o ‘podcast’ antes de dormir

“Las historias son formas de información que recibíamos cuando éramos muy muy pequeños”, señala Robbins. “Muchos de nosotros estamos programados para asociar las historias con la hora de dormir”.

Hay muchas aplicaciones para escuchar audiolibros, audiocuentos y podcasts de la temática que más te guste y merece la pena ver si alguna te ayuda a conciliar el sueño.

Ponte una alarma para ir a la cama

Sácale partido a tu móvil poniéndote la alarma para irte a la cama, no solo para despertarte. Así, aunque te hayas enganchado a la pantalla, tendrás un recordatorio que te ayudará a dejarlo.

“Si fijas una hora tope para irte a la cama, serás más consciente de la hora a la que deberías ir desconectando”, sostiene Robbins. Desconectar, en este sentido, puede ser apagar el móvil y darte una ducha o utilizar el móvil para meditar.

“Las alarmas están muy extendidas para despertar, pero poca gente las usa para la hora de dormir”, comenta Robbins.

Utiliza el móvil para mantener la serenidad, no para perderla

Pelayo subraya que el objetivo de usar el móvil en la cama debería ser, como mínimo, no estresarse más. Si lo que te relaja es meditar, perfecto. Si prefieres ver TikToks, también vale.

“El móvil es una herramienta estupenda para irte a dormir con la tranquilidad de que te despertarás a la hora perfecta para no llegar tarde al trabajo”, indica.

Si usas el móvil para relajarte antes de dormir, bienvenido sea. Si eso te ayuda a bloquear otras preocupaciones, lo más probable es que no interfiera con tu descanso.

Pelayo recuerda que usar el móvil hasta la hora de dormir no es un motivo para sentirse avergonzado ni una mala costumbre de por sí. Si se usa con cabeza, es una herramienta tan útil como la que más.

Este artículo fue publicado originalmente en el ‘HuffPost’ Estados Unidos y ha sido traducido del inglés por Daniel Templeman Sauco.

Nueve plantas que te ayudan a dormir mejor