POLÍTICA
30/12/2019 18:02 CET

Un acuerdo con perspectiva feminista: solo 'sí' es 'sí', más formación para profesionales y educación para los menores

El acuerdo entre PSOE y Unidas Podemos tiene un claro corte social y feminista. Algo que las mujeres llevan años reclamando a la clase polítca.

Pacific Press via Getty Images

Las teóricas feministas llevan años declarando que no hay acuerdo económico, político o social que sea justo si no tiene perspectiva de género. Parece que PSOE y Podemos las han escuchado y se han puesto las pilas: el feminismo se ha convertido en un pilar fundamental y no sólo constituye un largo punto del nuevo acuerdo que se ha presentado este lunes, sino que además se cuela en el resto de ámbitos en los que pretenden actuar. 

Algo que no sorprende teniendo en cuenta que los dos partidos se han declarado abiertamente feministas y que la sociedad ha hablado durante los últimos años y ha puesto sobre la mesa algo que parecía evidente: las mujeres importan. Y mucho. 

Por eso, el texto Coalición progresista. Un nuevo acuerdo para Españarecoge muchas de las históricas y, por qué no, lógicas, demandas sociales en cuanto a la mejora de la vida de las mujeres. Con ellas pretenden garantizar la seguridad, independencia y libertad de las mujeres a través de la lucha contra la violencia machista, además de buscar la igualdad retributiva y en las tareas con permisos de paternidad iguales e intransferibles o el fin de la trata. Para ello pretenden elaborar una Ley de igualdad laboral. 

Políticas para la igualdad laboral

Para garantizar la igualdad en el trabajo entre hombres y mujeres, PSOE y Podemos apuestan por sacar una Ley que garantice la igualdad retributiva y profundice en la igualdad de trato y de oportunidades. Entre las medidas estarán la transparencia salarial o la implantación de planes de igualdad en empresas de 50 o más trabajadores. 

Otra de las grandes medidas es la equiparación por ley de los permisos de paternidad que, no sólo serán iguales, sino también intransferibles. “Lo haremos de forma progresiva para que sean totalmente iguales, intransferibles y retribuidos al 100% en 2021. En este sentido, se desarrollarán programas para fomentar una paternidad responsable, para avanzar en la corresponsabilidad en el cuidado de los menores. 

Para todo ello se potenciarán las inspecciones de trabajo y se incrementará el régimen sancionador, además de crear la Oficina Estatal de lucha contra la discriminación en la Inspección de Trabajo. Apostarán también por la paridad en las empresas y consejos directivos y de administración. 

Un pacto social por el tiempo

Impulsarán también una Ley de usos del tiempo y racionalización de los horarios, lo que permitirá a las familias conciliar de mejor manera y repartirse igualitariamente las tareas. 

Contra la violencia machista y sexual: sólo ‘sí’ es ‘sí’

En cuanto a la violencia machista pretenden desarrollar (que ya toca) las medidas pendientes del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, incorporando por ejemplo lo dispuesto en el Convenio de Estambul para prevenir y erradicar todas las formas de violencia que sufren las mujeres. 

Mejorarán y desarrollarán las medidas necesarias para que los procesos de denuncia y judiciales tengan perspectivas de género y los profesionales que intervienen en ellos tengan la formación necesaria. Además, reforzarán el apoyo a las mujeres que sufren esta violencia con la aprobación de un Plan Integral de Compensación, Reparación y Recuperación de la Autonomía para mujeres que la padecen. También se centrarán en la protección a los menores suspendiendo el régimen de visitas de menores por parte de progenitores que estén cumpliendo condena. 

Y llegó el famoso ‘solo sí es sí’, ya que pretenden, en cumplimiento con lo previsto en el Convenio de Estambul, aprobar una ley por la protección de la libertad sexual y contra las violencias sexuales. En el marco de esta ley reformarán la legislación penal para establecer que el consentimiento de la víctima en los delitos sexuales. “Si una mujer no dice SÍ, todo lo demás es NO”, reza el texto. 

Erradicación de la trata

Aunque no mencionan la prostitución, sí que prometen erradicar la trata de mujeres con fines de explotación sexual. “Nuestro país es uno de los países de tránsito y destino de muchas de estas mujeres y niñas que son obligadas a ejercer la prostitución. Se aprobará una Ley Integral contra la Trata de mujeres con fines de explotación sexual, basada en los derechos de las víctimas, que incorpore medidas de prevención y persecución de estas redes criminales, además de medidas de protección y de recuperación integral de estas mujeres y niñas”, señalan.

Más formación para profesionales y políticas activas de educación

Se centran también en la importancia de la formación de empleados públicos para tratar con mujeres en situación de vulnerabilidad. Además, hacen hincapié en la educación, donde pretenden potenciar la educación sexoafectiva y la coeducación. 

Garantizarán políticas para asegurar una maternidad libremente decidida y se muestran en contra de los vientres de alquiler. Además, harán políticas de prevención de embarazos no deseados y campañas a través de programas educativos. 

Reproducción asistida para todas las mujeres y control del porno

“Del mismo modo, vamos a garantizar los tratamientos de reproducción asistida a todas las mujeres, independientemente de su orientación sexual y estado civil, una vez reestablecido este derecho en la cartera de servicios comunes del Sistema Nacional de Salud”, añaden. 

En cuanto a la pornografía, prometen perseguir la trata y explotación, así como la difusión y exposición de pornografía. Por otra parte, impulsarán una protección reforzada de los menores para evitar el acceso al porno.  

EL HUFFPOST PARA AMBAR