ECONOMÍA

La UE acuerda el rescate de Chipre por 10.000 millones de euros (FOTOS)

25/03/2013 08:13 CET | Actualizado 24/05/2013 11:12 CEST
Gtres

Chipre, rescatada. Tras una larga jornada de negociaciones, la Unión Europea ha logrado alcanzar una cuerdo sobre el rescate de la isla por un total de 10.000 millones. A cambio, los chipriotas deberán asumir unas duras condiciones.

Para empezar, Nicosia deberá liquidar el segundo banco del país, Laiki, y acometer una profunda reestructuración de su Banco central, principal entidad financiera de la isla. Las pérdidas serán asumidas por los grandes depositantes en estos bancos, la mayoría de ellos rusos, salvándose los ahorradores con cuentas inferiores a 100.000 euros. A estos ahorros se les aplicará una quita del 30%, según ha informado, Christos Stylianides, el portavoz del gobierno de Chipre.

Lo que no ha quedado claro es si los bancos chipriotas, que llevan una semana cerrados, podrán reabrir el martes. Según el presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, esta decisión corresponderá a la troika y a las autoridades chirpiotas. Lo que sí ha dejado claro es que resulta "inevitable" que se mantengan controles a los capitales de manera temporal, proporcional y no discriminatoria. "Por lo que sabemos, las autoridades y el gobernador del Banco Central de Chipre tienen los instrumentos y poderes necesarios para liquidar y reestructurar los bancos", ha dicho Dijsselbloem.

El acuerdo de rescate ha llegado poco antes de que venciera el plazo dado por el BCE para cortar la liquidez a Chipre y dejarla en la bancarrota. El primer tramo del rescate llegará, previsiblemente, en el mes de mayo.

"UN FUTURO DIFÍCIL PARA LOS CHIPRIOTAS"

El acuerdo sobre el rescate "es bueno para Chipre y bueno para la UE", ha dicho el presidente chipriota, Nicos Anastasiades, al término de las negociaciones, en las que ha llegado a amenazar con su dimisión. Su ministro de Economía, Michael Sarris, ha dicho que con esta decisión se ha evitado el desastre y la salida del país del euro.

El presidente del Eurogrupo ha defendido que se trata de una "solución mejor" que la que se alcanzó la semana pasada, aunque en "peores circunstancias". En este sentido, ha destacado que evita una tasa generalizada a los depósitos (que fue tumbada por el Parlamento chipriota) y el "debate desafortunado" sobre la garantía de las cuentas inferiores a 100.000 euros.

El Fondo Monetario Internacional contribuirá a financiar el rescate, según ha anunciado su directora gerente, Christine Lagarde, que no ha precisado cuál será su aportación. Lagarde ha elogiado "la valentía de las autoridades chipriotas" y ha afirmado que el acuerdo es "bueno" porque protege a los depositantes asegurados, limita el tratamiento a los dos bancos con problemas y garantiza un reparto adecuado de la carga entre los europeos y los chipriotas.

"La profundidad de la crisis financiera en Chipre significa que el futuro próximo será muy difícil para el país y sus ciudadanos", ha avisado el vicepresidente económico de la Comisión, Olli Rehn. "Los chipriotas deberán reconstruir su economía a partir de una nueva base", ha subrayado. Y ha anunciado que el Ejecutivo comunitario creará un "grupo de trabajo" para "aliviar las consecuencias sociales de este 'shock' económico y ayudar a proteger a los más vulnerables".

El plan final de rescate supone un triunfo de las tesis del FMI y de Berlín, que desde el principio habían defendido una quita a los grandes depositantes, muchos de ellos rusos, para reducir la factura del rescate. El presidente del Eurogrupo ha dicho que la semana pasada no se daban las condiciones políticas para aprobar este plan.

EL EUROGRUPO, MARGINADO

El compromiso se ha negociado al margen del Eurogrupo y lo ha cerrado en reuniones previas Anastasiades con Lagarde; y los presidentes del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy; la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso; y el BCE, Mario Draghi. En las negociaciones han participado también Dijsselbloem y Rehn. Los ministros de Economía de la eurozona se han limitado a ratificar el acuerdo previo logrado por los máximos dirigentes de la 'troika'.

Según la agencia chipriota de noticias, Anastasiades ha amenazado con dimitir ante la insistencia del FMI en desmantelar el Banco de Chipre. Finalmente, la 'troika' ha aceptado que este banco sobreviva. En cambio, la segunda entidad del país, Laiki, "será liquidada inmediatamente, con la plena contribución de accionistas, bonistas y depositantes no asegurados", que perderán el 100% de lo invertido, unos 4.200 millones de euros, según Dijsselbloem.

Laiki se dividirá en un banco malo y un banco bueno, y este último se integrará en el Banco de Chipre, que también deberá asumir su deuda de 9.000 millones de euros en liquidez de emergencia del BCE. Para recapitalizar el Banco de Chipre no se usará dinero del rescate, sino que se hará convirtiendo en capital los depósitos no asegurados y la deuda.

El presidente del Eurogrupo ha anunciado además que en los próximos días se negociará con Rusia la extensión de los plazos y la reducción de los tipos de interés del préstamo de 2.500 millones de euros que Moscú concedió a Nicosia en 2011.

Protestas en Chipre

OFRECIDO POR NISSAN