TENDENCIAS

"Ahora, pégale una bofetada": la reacción de los niños ante la violencia machista (VÍDEO)

08/01/2015 12:01 CET | Actualizado 08/01/2015 12:01 CET

¿Qué ocurre cuando le pides a un niño que dé una bofetada a una niña que tiene delante? Esa es la pregunta en torno a la que gira Slap Her (Abofetéala), un vídeo sobre sobre violencia machista que supera los 42 millones de reproducciones en Facebook y 11 millones en YouTube.

Realizado por la web italiana de noticias FanPage, los protagonistas del vídeo son unos niños de entre 7 y 11 años. Después de responder a una serie de preguntas sobre ellos, como qué les gustaría ser de mayores, el entrevistador les presenta a una niña, Martina, que se coloca a su lado.

Se pide a cada niño que diga qué le gusta sobre ella, que le dé una caricia, que le haga una mueca y, de repente, el entrevistador da una orden muy distinta: "Dale una bofetada. Fuerte". Todos los niños se muestran confundidos y reaccionan de la misma manera: ninguno levanta la mano. Preguntados por qué no quieren darle una bofetada, ellos responden con frases como "estoy en contra de la violencia" o "no quiero hacerle daño".

El vídeo trata de concienciar contra la violencia de género. Según las Naciones Unidas, en Italia casi el 32% de las mujeres entre 16 y 70 años sufren algún tipo de violencia física o sexual a lo largo de su vida.

Según la Unión Europea, el 22% de las españolas han sufrido violencia machista. Sólo en 2014, 51 mujeres perdieron la vida en manos de sus parejas, según los últimos datos del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Cinco casos que aún están siendo investigados no han sido contabilizados.

Puedes encontrar más datos en este artículo: La violencia de género en España, una lacra sin control

CRÍTICAS AL VÍDEO

El viral no se ha librado de recibir algunas críticas. Rebecca Hains, experta en Cultura mediática infantil, ha publicado un post en su blog acerca del rol de Martina en el vídeo. "Mientras los chicos son presentados como personas interesantes, Martina lo es como una niña que espera ser un objeto de deseo para ellos". Además, añade: "Nuestros niños deben entender que las relaciones tratan sobre respeto y reciprocidad. Las chicas no son premios, son personas".

Hains también reflexiona sobre la falta de consentimiento. "La voz en off se dirige a los niños para que toquen el cuerpo de la chica que desean, sin el consentimiento de ella", escribe. "Es vital recordar que Martina no les invita a ello, no les pide un abrazo. Ella sólo está allí de pie, en silencio, mientras ellos ponen sus manos en su cuerpo".

016: Servicio telefónico de información y de asesoramiento jurídico en materia de violencia de género.

Este artículo fue originalmente publicado en la edición estadounidense del Huffington Post y ha sido traducido del inglés.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR