POLÍTICA
03/11/2015 07:27 CET | Actualizado 03/11/2015 07:37 CET

Educación estudiará vincular el sueldo de los maestros a sus resultados

ISTOCK

El ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, ha advertido de que "hay que estudiar" la posibilidad de que parte del sueldo de los docentes dependa de los resultados de los centros educativos en las evaluaciones, como ocurre ya en otros países.

En un encuentro informativo organizado por Europa Press, ha indicado, preguntado por esta cuestión, que sería un cambio "importante" y ha añadido que la transformación de la educación depende fundamentalmente de los docentes, de su complicidad y acuerdo.

Las declaraciones de Méndez de Vigo llegan después de que el filósofo y pedagogo José Antonio Marina afirmara que el sueldo de los profesores es el "reconocimiento de la calidad de su desempeño" y apostara por evaluar su trabajo "dentro del aula", cambiar su formación inicial para que lleguen los mejores, como el MIR de los médicos, y que su carrera pueda resumirse en un 'portfolio' en el que puedan verse sus logros y no sólo los títulos.

De este modo, propuso que su retribución pueda depender, en parte, de los resultados de los alumnos y de los centros en evaluaciones, pero teniendo en cuenta el contexto sociocultural en el que se encuentran para evitar que se produzca segregación en el alumnado y un sistema de distintas velocidades.

"VALORAR EL PROGRESO DENTRO DE SU SITUACIÓN"

"Se trata de valorar el progreso dentro de su situación: no es lo mismo subir de un uno a un dos que de un nueve y medio a diez", afirma este catedrático de Bachillerato en una entrevista con Europa Press, en la que asegura que en España existe "alergia" a la evaluación. A su juicio, habría que poner en marcha un nuevo sistema de evaluación en el que se valore también el trabajo del profesor en el aula.

"No hay que pensar que se trata de compararse con los demás. Eso es ridículo", asevera Marina, que, en su libro 'Despertad al diplodocus', plantea que una parte del sueldo del docente se vincule con los resultados. "Evaluación del centro, es decir, lo que el centro consigue; y evaluación del profesor, relacionada con el progreso de sus alumnos", añade.

Marina, al que el ministro de Educación ha encargado el 'Libro Blanco de la Función Docente', señala también que los buenos profesores, los que cuentan con una experiencia dilatada, "son los que tienen que ir a los centros peores" y no los "recién llegados" como ocurre en la actualidad.

RECHAZO TOTAL DE LOS SINDICATOS

La propuesta de Marina ha sido muy criticada a Efe por representantes de la Enseñanza de CCOO, CSIF y ANPE, así como por FETE-UGT en un comunicado.

"De partida no hay profesores buenos y malos, todos son profesionales suficientemente capacitados para impartir la docencia, puesto que han superado procesos selectivos y han estado controlados por la administración como con los servicios de inspección", ha destacado el presidente de la Enseñanza del CSIF, Adrián Vivas.

Como en todas las profesiones, "unos pueden ser mejores que otros" -continúa Vivas- pero eso se corrige con la carrera profesional y sí se puede diferenciar con "pluses" a las personas que se implican o se forman más.

Pero retribuir al docente según la evaluación de un centro en su globalidad o porque saquen mejores notas sus alumnos es "demagógico", según Vivas, que, además, cree que ello conllevaría a un ránking de colegios y a una clasificación de estos y de los estudiantes.

TE PUEDE INTERESAR

Ve a nuestra portada Facebook Twitter Instagram Pinterest

ESPACIO ECO