Huffpost Spain

Uno de cada cuatro españoles se considera muy feliz

Publicado: Actualizado:
FELICIDAD
EFE
Imprimir

La mayoría de los españoles se considera feliz, incluso uno de cada cuatro (23,4 %) lo es en alto grado y, además, el 75 % asegura que es extrovertido y sociable, según el Barómetro de junio de 2016 publicado este miércoles por el CIS, que dedica una parte a hábitos sociales.

El 27,1 % de los 2.484 entrevistados (todos mayores de edad) otorga un 8 a su estado de felicidad (en una escala de 0 a 10), seguido por el 22,4 %, que lo puntúa con un 7.

Completamente feliz se siente el 10,6 % de los encuestados; y el 12,8 % se otorga un 9 en felicidad.

Por el contrario, el 7 % no da ni un aprobado (por debajo de 5) a su estado de felicidad.

Además, la mitad de los españoles se ha sentido "bien y contento a menudo" durante las últimas semanas, aunque el 18,2 % reconoce que ha estado nervioso y el 7,4 %, triste.

Algo más del 56 % casi nunca se aburre y el 68 % casi nunca se siente solo.

El 38,9 % tiende a desconfiar de la mayoría de la gente o cree que nunca se es lo bastante prudente en el trato con los demás.

TENDENCIA A CRITICAR

Por otro lado, el 27,8 % afirma que "en absoluto" tiene tendencia a criticar a los demás; el 42,5 % indica que 'más bien no' critica, y solo un 15,3 % reconoce que sí lo hace.

Bares, cafeterías o restaurantes, plazas y parques y mercados y tiendas de alimentación son los lugares más frecuentados por los españoles.

El 23,3 % asegura que come o cena fuera de casa varias veces al mes, en la mayoría de los casos para reunirse con amigos o familiares.

En cambio, en torno a uno de cada seis nunca va a discotecas o pubs, museos, polideportivos, iglesias u otros espacios de culto.

Preguntados por la religión, el 70 % se considera católico, el 13,9 %, no creyente, y un 10,9 %, ateo. No obstante, el 58,3 % casi nunca asiste a ceremonias religiosas.

El 73 % confiesa que ha utilizado Whatasapp en los últimos seis meses; y el 47,5 %, redes sociales.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Aumenta ligeramente la preocupación por el paro y baja por la corrupción