INTERNACIONAL

Europa retrocede a "pasos agigantados" en libertad de prensa, denuncia RSF

08/02/2017 15:41 CET | Actualizado 08/02/2017 15:41 CET
REUTERS

El mensaje que ha lanzado este miércoles Reporteros Sin Fronteras es claro: Europa "retrocede a pasos agigantados" en libertad de prensa. Esto se debe principalmente a su persecución en Turquía, que quiere adherirse a la UE a pesar de ser "la mayor cárcel del mundo para periodistas", y también por aprobarse legislaciones en varios países como la Ley de Seguridad Ciudadana o "ley mordaza" en España.

Estas son algunas de las principales conclusiones de Informe Anual 2016 de la Libertad de Prensa que elabora anualmente Reporteros Sin Fronteras (RSF) y que este miércoles ha presentado la presidenta en España de esta organización, Malén Aznárez.

El pasado año, 59 periodistas fueron asesinados al igual que nueve internautas y ocho colaboradores; y fueron encarcelados 179 periodistas, 157 internautas y 12 colaboradores.

Aznárez ha declarado que el pasado año bajaron en el mundo los asesinatos, secuestros y encarcelamientos porque en los países en guerra "los periodistas prácticamente ya no están sobre el terreno".

Turquía está ya por delante de China, Siria, Egipto e Irán en la persecución a los periodistas

RSF ha asegurado que Turquía está ya por delante de China, Siria, Egipto e Irán en la persecución a los periodistas, aunque también ha criticado las medidas "de espionaje y vigilancia" en Reino Unido y Alemania o que el pasado año haya sido "nefasto" para las fuentes y los periodistas en Luxemburgo, Estados Pontificios, Italia, Polonia, Ucrania, Rusia o España (desde el caso Bárcenas a "Football Leaks").

Durante el acto, conducido por la periodista Pepa Bueno, han contado sus duras experiencias el periodista turco Yavuz Baydar, exiliado tras el intento de golpe de Estado de julio en Turquía, y el hondureño Milthon Robles, que abandonó su país tras ser agredido y secuestrado.

Pepa Bueno ha expresado su "vergüenza infinita de ser europea en este momento" al leer el informe de RSF sobre Turquía y por los acuerdos que está habiendo entre dicho país y la UE por el tema de refugiados.

"¿Podemos hacer como si en Turquía no pasa nada?", se ha preguntado asimismo Aznárez.

Violencia, represión y falta de libertad se unen en distintos países de Oriente Medio y Golfo Pérsico así como en países de Latinoamérica como México, Honduras o Guatemala, donde "el crimen organizado ha contaminado a gran parte de las estructuras gubernamentales", ha criticado RSF.

SIRIA SIGUE SIENDO EL PAÍS MÁS PELIGROSO

Y por cuarto año consecutivo, Siria sigue siendo el país más peligroso para ejercer el periodismo, según RSF, que ha subrayado que el periodista británico John Cantlie sigue capturado desde 2012 por el Estado Islámico.

Por su parte, España ocupa el puesto 34 de los 180 de la clasificación mundial 2016 de la libertad de prensa (el puesto número uno lo ocupa Finlandia) y no registra ningún periodista, internauta o colaborador asesinado o encarcelado.

Pero RSF ha criticado que la "ley mordaza", en su primer año de vigencia, ha provocado que varios periodistas fuesen multados por fotografiar manifestaciones, sucesos y acontecimientos en la calle y que otros hayan sufrido medidas judiciales contrarias al derecho a informar, aunque en la mayoría de casos las peticiones de los fiscales no prosperaron.

Son los casos, por ejemplo, de Axier López, de la revista Argia, por publicar en Twitter la foto de una detención; Esther Yáñez, de Canal 0, por fotografiar una cacerolada de protesta ante la sede del PP y no entregar las fotos a la Policía; o de Mercè Alcocer, de Catalunya Ràdio, por acercarse al ex presidente de la Generalitat de Cataluña, Jordi Pujol, cuando iba a declarar ante la Audiencia Nacional.

RSF ha incluido en su informe el proceso que se abrió contra los periodistas del ABC Cruz Morcillo y Pablo Muñoz por sus informaciones sobre el sumario del "caso Bárcenas"; o la prohibición de un juez al periódico El Mundo de la difusión del caso "Football Leaks", incluso con la posibilidad de imponer a su director, Pedro G. Cuartango, penas de hasta cinco años de cárcel.

Por último, el documento ha recordado la liberación en 2016 de los tres periodistas españoles que habían sido secuestrados en Siria: Antonio Pampliega, José Manuel López y Ángel Sastre.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Turquía, amigo de la UE y depredador de la libertad de prensa

- 36 viñetas por la libertad de prensa

- Estos consejos te serán esenciales si eres periodista (y si no lo eres, también)

OFRECIDO POR NISSAN