TENDENCIAS

Estrenos de la semana: 'T2 Trainspotting', 'Fences' y 'La vida de Calabacín'

24/02/2017 08:18 CET | Actualizado 24/02/2017 08:18 CET

Con los premios Oscar a la vuelta de la esquina desembarcan en los cines dos películas —Fences y La vida de Calabacín— que optan a llevarse algún galardón. También llega a las salas el esperado regreso de de Trainspotting, la segunda de la película de 1996 dirigida por Danny Boyle que marcó a toda una generación que no tenía claro si elegir la vida o no.

Fences llega avalada por la crítica y con un Oscar bajo el brazo casi automático para Viola Davis, que interpreta a la esposa de Denzel Washington (quien además dirige la cinta). La vida de Calabacín opta al Oscar a Mejor película de animación junto a Kubo y las dos cuerdas mágicas, Vaiana, La vida de Calabacín, La tortuga roja y Zootrópolis.

T2 Trainspotting

Título original: T2 Trainspotting

País: Reino Unido

Idioma: Inglés

Género: Drama

Duración: Una hora y 57 minutos.

Director: Danny Boyle.

Actores: Ewan McGregor, Robert Carlyle, Jonny Lee Millery Ewen Bremner.

Argumento: 20 años después los Renton, Begbie, Sick Boy y Spud se reúnen en Edimburgo para ajustar cuentas pendientes. La vida de los cuatro protagonistas no ha ido todo lo bien que esperaban.

Una razón para verla: La nostalgia no siempre es buena, pero en este caso, el recuerdo de la primera película acompañado de los acordes de Lust for life, de Iggy Pop, hará que los amantes Trainspotting disfruten de sus personajes favoritos 20 años después. Y sí, hay un nuevo elige la vida.

Guía para entender el fenómeno 'Trainspotting'

Fences

Título original: Fences

País: Estados Unidos

Idioma: Inglés

Género: Drama

Duración: 2 horas y 19 minutos

Director: Denzel Washington

Actores: Denzel Washington, Viola Davis, Stephen Henderson, Russell Hornsby

Argumento: Pittsburgh, años 50. Tras una vida complicada, Troy (Denzel Washington) pasa sus días entre su trabajo, recogiendo la basura de la ciudad, y su hogar, en el que viven su esposa Rose (Viola Davis), y el hijo de ambos, Cory. Bajo una apariencia sencilla, centrada en su patio trasero, la vida del matrimonio resulta más compleja y dolorosa de lo que puede apreciarse desde fuera.

Nominaciones y premios: Opta a cuatro Oscar: Mejor guión adaptado, Mejor actor principal (Washington), Mejor actriz de reparto (Davis, aunque la categoría que merece es la de principal) y Mejor película.

El dato curioso: La cinta (que antes fue una obra de teatro que también protagonizaban sus dos actores principales) está basado en una obra de August Wilson. Aunque sobre las tablas fue muy exitosa, Wilson escribió el guión para cine antes de morir, pero solo permitía que fuera adaptada en la gran pantalla si lo hacía un director negro: "Me niego a que la dirija un director blanco no por asuntos de raza, sino por asuntos de cultura. Los directores blancos no están cualificados para este trabajo. El puesto requiere alguien que comparta la cultura de los afroamericanos". Lo ha conseguido gracias a Denzel Washington, y ahora puede llevarse un Oscar a título póstumo.

Una razón para verla: Porque es una historia que, como bien dijo su creador, se basa en la cultura afroamericana, pero comparte valores y situaciones familiares, pequeñas, desgarradoras y ocultas, que más de uno —sea del color que sea— va comprender. Y por Viola Davis, que está soberbia (y llora como nadie).


La vida de calabacín

Título original: Ma vie de Courgette

País: Francia

Idioma: Francés

Género: Animación, familiar

Duración: 1 hora y 6 minutos

Director: Claude Barras

Argumento: Calabacín vive con su madre, alcohólica, y sueña con volar su cometa en su buhardilla. Al morir su madre tendrá que marcharse a un orfanato donde aprenderá a convivir con media docena de niños que se convertirán en su familia y con los que vivirá aventuras sorprendentes.

Nominaciones y premios: Está nominada al Oscar como Mejor película de animación, como también lo estuvo al Globo de Oro (aunque se lo arrebató Zootrópolis). En el Festival de Cine de San Sebastián logró el premio a Mejor película europea. También ha estado nominada en importantes festivales y premios europeos e internacionales, como Cannes y los premios César

El dato curioso: Aunque la cinta es principalmente francesa (como muchos de los agradecimientos y menciones de sus créditos dan a entender), al tratarse de una coproducción fue Suiza quien la presentó a los Oscar en la categoría de Mejor película en habla no inglesa. Francia apostó por Elle, pero no entró entre las cinco finalistas (solo su protagonista, Isabelle Huppert, como Mejor actriz). Al final La vida de Calabacín entró en la categoría de Mejor cinta de animación.

Una razón para verla: La historia que cuenta es sencilla, pero va más allá de lo habitual en la animación. Es intimista, dulce por momentos y dura a la vez. La historia está basada en la novela homónima de Gilles Paris y consigue reflejar en imágenes la belleza de los sentimientos de los niños, sus problemas, sus dificultades y sus amistades. Una historia realmente bonita e intimista y, además, bien hecha, que merecería sin duda un Oscar.


Estrenos cine 2017


Échale un vistazo al Facebook de Tendencias. ¡SÍGUENOS!


Ve a nuestra portada Facebook Twitter Instagram Pinterest

OFRECIDO POR NISSAN