TENDENCIAS
05/04/2018 12:35 CEST | Actualizado 05/04/2018 12:35 CEST

El anuncio de Pavofrío que llama a alimentar "otro modelo de mujer"

En el 'spot' ha participado la campeona del mundo de halterofilia Lydia Valentín.

Una mujer que ve bebés cuando entra a Facebook y a la que los muñecos le dicen que se le va a pasar el arroz. Otra a la que se le aparece una anciana rodeada de gatos y que le pone pegas a sus posibles novios. Una mujer profesional perseguida por la culpabilidad cuando viaja por trabajo y una cuarta atosigada por un coach de la felicidad. Éstas son las protagonistas de la última campaña de Pavofrío, dedicada a los "fantasmas" que sufren las mujeres por presión de la sociedad. La firma vuelve así a poner el foco en las mujeres tras el anuncio Deliciosa calma de 2016.

Un rostro muy conocido se cuela en el spot: el de la campeona del mundo de halterofilia Lydia Valentín. Según ha señalado Pavofrío en un comunicado, representa el modelo de mujer que quieren impulsar: "Alguien que, gracias a su esfuerzo, dedicación y valentía, ha conseguido llegar a donde se ha propuesto".

Para acompañar el anuncio, la marca ha convocado un encuentro en Madrid el 18 de abril con más de 20 mujeres representativas de distintos ámbitos de la sociedad. En él, leerán en voz alta fragmentos de obras literarias.

También colaborarán cuatro populares ilustradoras, aunque no se han desvelado sus nombres, que plasmarán los fantasmas a los que se enfrentan las mujeres con un fin solidario. Los beneficios irán a parar a la Fundación Ana Bella, dedicada a mujeres que han sufrido violencia de género. Sus dibujos se podrán ver en la web fantasmasdelmasaca.com donde, por cada descarga, Pavofrío se compromete a donar 1 euro a la ONG, con un máximo de 10.000 euros.