TENDENCIAS
09/04/2018 11:15 CEST | Actualizado 09/04/2018 11:15 CEST

Adrián Rodríguez se arrepiente de dejar 'Supervivientes' mientras María Lapiedra abandona

Y Abraham García rompió a llorar desconsoladamente.

Supervivientes

Adrián Rodríguez, el concursante que abandonó Supervivientes la semana pasada, ha estado este domingo en la gala de Conexión Honduras hablando de los motivos que le llevaron a renunciar al programa de Telecinco y aseguró que se arrepiente de haberlo hecho.

"Quiero agradecer al programa la oportunidad, porque la culpa la tengo yo. Yo he sido el que ha desaprovechado esta oportunidad que me han dado", dijo al comienzo de su intervención en la que explicó que la cabeza le había jugado una mala pasada y que entró en bucle. "Allí, 24 horas es una semana", afirmó.

También contó que cuando entró se sentía muy fuerte, con mucha energía. "Estaba muy bien, pero el coco me falló totalmente. Y después de una semana sin comer y sin dormir, me vine abajo", explicó.

Rendirse tiene consecuencias

Sandra Barneda, la presentadora de la gala del domingo, le habló de la sanción económica que tiene que asumir por haber abandonado el concurso. "Tienes que entender que si no existiese esa consecuencia, todo el mundo abandonaría", justificó Barneda. Rodríguez afirmó que pagaría hasta el último céntimo: "Aunque me tenga que poner aquí a servir cafés".

"Pero, ¿estás arrepentido?", le preguntaron los colaboradores. "Por supuesto que estoy arrepentido. Por las consecuencias y porque he tirado por la borda esta oportunidad que me han dado", aseguró convencido.

Mientras Rodríguez hablaba, las cámaras enfocaron a Abraham García —ganador de Supervivientes en 2014— que había roto a llorar desconsoladamente. Cuando Rodríguez anunció su retirada, García hizo todo lo posible por convencer (sin éxito) a su amigo para que recapacitase.

Supervivientes

Barneda preguntó al actor si tenía presentes las palabras con las que García trató de persuadirle y Rodríguez explicó que en aquel momento ni siquiera se detuvo a pensar en ellas porque "allí no escuchas nada", pero aseguró que ahora sí las estaba valorando y que había encontrado en él a un hermano para toda la vida.

El berrinche de García terminó con un abrazo de los dos amigos.

Supervivientes

Otro abandono

Y mientras todo esto sucedía en plató, otra concursante tiraba la toalla en la isla de Honduras. María Lapiedra decidió abandonar después de 25 días de penurias porque dijo que echaba mucho de menos a sus hijas.

"No puedo más sin mis hijas. Lo he intentado, pensé que sería valiente y fuerte, pero es que llevo un mes sin ellas y siento que no puedo más. Lo siento, agradezco la oportunidad, pero nos vemos en Madrid", sentenció.

Ante esta decisión se activó la dinámica habitual del programa en estos casos. Barneda le recordó las consecuencias de abandonar y Lapiedra las asumió diciendo que no hay dinero que valga para estar con sus hijas.

Gustavo González, su pareja, intentó convencerla de forma muy insistente para que se pensase mejor su decisión, pero no logró su objetivo. Ella insistió una y otra vez en que no podía estar sin sus hijas.

Lapiedra también aseguró que había entrado en un bucle y que solo pensaba en sus hijas, en que necesitaba verlas y en estar con ellas. A la pregunta oficial de Barneda de si era una decisión firme, la concursante aseguró que sí porque había cosas en la vida más importantes para ella.

Puedes ver aquí el arrepentimiento de Adrián Rodríguez y la renuncia de María Lapiedra.

EL HUFFPOST PARA LG