POLÍTICA
07/06/2018 08:51 CEST | Actualizado 07/06/2018 08:51 CEST

La propuesta feminista de Carles Francino ante la mayoría de mujeres del gobierno de Sánchez

Habría que dejar de hablar de "consejo de ministros" o de "consejo de ministras" y comenzar a hablar de "consejo de gobierno".

CADENA SER

El periodista de la Cadena Ser Carles Francino ha propuesto que, ante la mayoría de mujeres que componen el gobierno de Pedro Sánchez, habría que dejar de hablar de "consejo de ministros" o de "consejo de ministras" y comenzar a hablar de "consejo de gobierno".

"El feminismo a toda máquina, la irrupción de una mayoría de mujeres, y además en puestos clave, es el gran titular para definir el gobierno de Pedro Sánchez. Pero sería injusto, o incompleto, quedarse sólo en eso, aun siendo muy importante", argumenta Francino, quien ha sentenciado: "Lo que más debería preocuparnos, o al menos a mí más me interesa, es que el gobierno, el que sea, funcione y que no se convierta, antes que hablábamos de cómo le denominábamos, en un simple consejo de administración".

Pincha aquí para escuchar el comentario en la web de la Cadena Ser

No pretendo abrir ninguna polémica, ¿eh? Ni lingüística ni del tipo que sea, pero igual habría que ir pensando en cambiar lo de "Consejo de ministros", ¿no? Porque, claro, un gobierno con nueve mujeres y tres hombres ¿es un consejo de ministros? Pues no ¿un consejo de ministras? Tampoco. Así que ¿por qué no aprovechamos y que pase a llamarse, por ejemplo, consejo de gobierno? Es sólo una idea, ¿eh? Pero como gesto y como solución de síntesis, creo que no estaría nada mal.

El feminismo a toda máquina, la irrupción de una mayoría de mujeres, y además en puestos clave, es el gran titular para definir el gobierno de Pedro Sánchez. Pero sería injusto, o incompleto, quedarse sólo en eso, aun siendo muy importante.

Este no parece un gobierno para estar apenas unos meses, como de paso; el perfil y la solvencia acreditada de casi todos, y todas, sus integrantes no creo que envíe un mensaje de provisionalidad, de apaño ni dentro ni fuera de España, sino todo lo contrario. ¡¡Ojo!! Eso no quiere decir forzosamente que Pedro Sánchez quiera atornillarse en la Moncloa hasta que acabe la legislatura. No, no, porque además habrá que ver cuando se empiecen a hacer encuestas y se pregunte a los españoles cuándo quieren elecciones, cuál es su respuesta. Porque si una clara mayoría estuviera por la labor de ir a las urnas, pues no se les debería ignorar.

Pero incluso en esa tesitura, disponer de un gobierno como este de tarjeta de presentación pues tampoco está nada mal. Ya veremos después cómo se maneja con el independentismo catalán, cómo se maneja en Europa, qué margen tiene en el terreno económico, en la educación, si el astronauta Pedro Duque responde a las expectativas, la fiscala Dolores Delgado ministra de justicia, etc, etc. Ya veremos, pero no creo que nadie, ni partidarios ni rivales, pueda decir que es un equipo ligero o de circunstancias.

En cualquier caso, lo que más debería preocuparnos, o al menos a mí más me interesa, es que el gobierno, el que sea, funcione y que no se convierta, antes que hablábamos de cómo le denominábamos, en un simple consejo de administración.

Si quieres leer más historias como esta visita nuestro Flipboard

EL HUFFPOST CON NETFLIX