TENDENCIAS
21/03/2019 09:08 CET | Actualizado 21/03/2019 09:13 CET

Antonio Banderas: "España no necesita un presidente, necesita un psicólogo"

El actor malagueño protagoniza 'Dolor y gloria' de Pedro Almodóvar.

LASEXTA

La promoción de Dolor y gloria está llevando a Pedro Almodóvar y a Antonio Banderas a todos los platós de televisión. El director manchego estuvo en el Telediario de La 1 con Carlos Franganillo, visitó a Andreu Buenafuente en Late Motiv y se sentó con Thais Villas en El Intermedio. Al programa de laSexta acudió junto a Antonio Banderas, protagonista de la cinta, para hablar primero de la película, luego de los achaques de la edad (que también sufre Salvador en Dolor y gloria) y por último de la situación actual de España. 

A algo más de un mes de las elecciones generales del 28 de abril, no se mostraron demasiado optimistas con la situación. “Creo que estamos viviendo en un país muy confuso, que está tratando de redefinirse de nuevo, y eso es siempre doloroso. En los últimos meses he dicho que España no necesita un presidente, necesita un psicólogo”, reflexionó Antonio Banderas. 

Pedro Almodóvar tampoco se mostró demasiado esperanzador: “Vivimos en un país en el que cuando estábamos en plena movida, en el año 80, cuando empecé a hacer cine, ni en la peor de mis pesadillas pensaba que íbamos a vivir. Lo que estamos viviendo ahora mismo”. 

Ni en la peor de mis pesadillas pensaba que íbamos a vivir lo que estamos viviendo ahora mismo.Pedro Almodóvar, director de cine.

Pese a esa negatividad y a que el tema, como dice Almodóvar, es muy de bajón, todavía hay esperanza: “El otro día, el 8-M, cómo estaba Madrid de glorioso. Hay razones para la esperanza y van a pasar por vosotras”. 

Escucha sus declaraciones sobre España a partir del minuto 7.

 

Dolor y gloria, que llega a los cines el viernes 22 de marzo, es la octava película que Almodóvar y Banderas hacen juntos. “Son más de 2.000 días. Si tengo que elegir a alguien que me represente es Antonio”, dijo el director sobre la elección del malagueño para protagonizar este filme con tintes autobiográficos.

Tantos días de rodaje juntos y tantas experiencias les ha dotado de mucha familiaridad y confianza, aunque ahora ya no hablan de fiestas como en los inicios de su relación —en 1982 rodaron por primera vez juntos Laberinto de pasiones—, ahora hablan de más de achaques que “de pastillas y de follar”. 

En este ejercicio de sinceridad, Almodóvar también confesó que  bebé mucho té (algo que también ocurre con los personajes de Dolor y gloria): “El problema es que me estoy aburriendo de los tés y necesito algo bueno. Empecé con el café, seguí con la cocaína, dejé la cocaína y me dediqué a la morcilla de Burgos”.

“De la morcilla de Burgos hasta el té han pasado 30 años y ahora mismo necesito otros estimulantes”, aclaró el director, al que Banderas le dijo que ese sería otro buen título para una película.

Photo gallery Madrid de Almodóvar Copy See Gallery

ESPACIO ECO