POLÍTICA
16/05/2020 13:48 CEST | Actualizado 16/05/2020 14:48 CEST

Pedro Sánchez pedirá al Congreso extender "un último estado de alarma" de un mes

El presidente del Gobierno asegura que "la desescalada puede acabar en la mitad del país con el inicio del verano".

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha anunciado que pedirá al Congreso de los Diputados extender el estado de alarma por el coronavirus “alrededor de un mes” en lugar de 15 días, de tal modo que abarque “hasta el final de la desescalada”. 

Momento que llegará, en la mitad del país, “coincidiendo con la llegada del verano”. “El proceso de desescalada se prolongará durante unas cuantas semanas más, si no registramos ninguna recaída”, ha dicho el jefe del Ejecutivo.

Para lograr esta prórroga, la quinta ya, Sánchez ha explicado que está en conversaciones con los distintos grupos políticos para poder obtener la mayoría necesaria en el Congreso. El jefe del Ejecutivo asegura que pretende que esta sea “el último estado de alarma”.

Será, ha asegurado Sánchez, “una decisión técnica y no política”, motivo por el que no ha querido adelantar cuándo concluirá y hasta qué fecha se extenderá el estado de alarma. 

“En este estado de alarma se producirá una desescalada institucional. Estamos en una fase distinta de la epidemia y tenemos que adecuar nuestra estructura institucional a esta nueva fase. La única autoridad única será el ministro de Sanidad y decaerán las facultades excepcionales que recayeron en el resto de ministerios”, ha dicho Sánchez. 

El presidente afirma que se comenzará a tomar decisiones mediante la “cogobernanza”. “Las autonomías irán recuperando su plena capacidad de decisión”, ha anunciado. 

Además, Sánchez ha defendido las medidas tomadas por su Gobierno frente a la pandemia asegurando que “nada tienen que ver con ideologías ni con los negocios”. “Son reglas de salud públicas”, ha agregado el presidente en referencia a las manifestaciones contra su gestión en la capital. 

“El virus sigue ahí y la amenaza sigue siendo real”, ha advertido Sánchez, que ha pedido a los españoles que “sigan cumpliendo las normas en todo momento y en todo lugar”.

Sánchez defiende sus estrategia frente al virus: "nada tiene que ver con ideologías ni con los negocios, son reglas de salud públicas"

En este sentido, Sánchez ha vuelto a defender que “el estado de alarma ha funcionado a todos los niveles en todas las comunidades” y que “es el único camino posible”. “La cautela, la seguridad, es la única vía de actuación para vencer al virus”. 

De hecho, Sánchez ha defendido esta medida frente a la decisión que tomaron otros gobiernos, como el de Reino Unido, de propiciar inmunidad de rebaño a través del contagio masivo. 

“Hoy sabemos que, siguiendo ese camino, la infección podía haber alcanzado a más de 30 millones de españoles y podría haberle costado la vida a más de 300.000 personas, uno de cada cien infectados. Posiblemente más, porque hubiera colapsado sistema sanitario y muchos enfermos no atendidos”, ha advertido.

Photo gallery Manifestación contra el Gobierno en el barrio de Salamanca de Madrid See Gallery

EL HUFFPOST PARA UNIVERSIDAD EUROPEA