NOTICIAS
21/01/2021 17:00 CET

Esto es lo que tendrías que hacer para reducir la cuarentena por contacto con un positivo, según los expertos

Lo ha publicado la prestigiosa revista 'The Lancet'.

Vladimir Smirnov via Getty Images
Una mujer soporta como puede el aislamiento domiciliario junto a su gato

Un año después, no solo se sigue investigando sobre medicamentos y vacunas contra el virus. La comunidad científica y sanitaria continúa explorando nuevas opciones en torno a la cuarentena, para asegurar su cumplimiento sin elevar los riesgos de contagios.

Si el plazo inicial de 14 días pasó, tiempo después, a diez jornadas de aislamiento domiciliario, una nueva teoría publicada en la prestigiosa revista The Lancet abre la puerta a reducirlas a siete días. Únicamente, en el caso de personas que sean contactos con positivos confirmados, ojo.

El requisito inexcusable sería someterse a una prueba PCR o de antígenos (test rápido). Si el resultado es negativo, el estudio plantea que en ese punto la carga viral del sujeto testado sería tan baja que haría poco probable contagiar. De hecho se llega a afirmar que la seguridad sería similar a la que habría tras 14 días de cuarentena sin prueba diagnóstica al final.

“Nuestros hallazgos sugieren que la incorporación de las pruebas de los contactos en un sistema de rastreo y aislamiento podría ayudar a reducir los tiempos de cuarentena, y esto, a su vez, podría mejorar la adherencia al facilitar la finalización del periodo de aislamiento completo”, explica el autor principal del estudio, Sam Clifford, de la London School of Hygiene & Tropical Medicine.

Algunos países han reducido sus directrices oficiales sobre la cuarentena y el autoaislamiento a 7 días para intentar mejorar el cumplimiento, entre ellos Francia y Bélgica.

The Lancet señala otra posibilidad. Las pruebas diarias con test rápidos durante cinco días después de la exposición al covid podrían evitar un nivel similar (50%) de transmisión del virus sin la necesidad de poner en cuarentena en absoluto, siempre y cuando los individuos se aíslen al recibir una prueba positiva. No deja de ser una hipótesis que no calcula ni el coste económico del proceso ni el número de pruebas necesarias para confirmar un riesgo nulo o casi nulo.