Las últimas bombas de precisión iraníes caen en manos rusas

Las últimas bombas de precisión iraníes caen en manos rusas

Irán ha estado apoyando y brindando asistencia militar a Moscú desde el inivio de la invasión rusa de Ucrania. 

Un soldado ucraniano en la región de Járkov.Kostiantyn Liberov/Libkos/Getty Images

Desde los primeros meses de la invasión rusa de Ucrania, destada por el presidente ruso, Vladimir Putin, en febrero de 2022, Irán ha estado apoyando a Moscú y brindando asistencia militar al país agresor. En concreto, Teherán ha suministrado a Moscú drones kamikazes, que el ejército ruso utiliza para atacar Ucrania desde el otoño de 2022.

Además, Irán ha desarrollado un nuevo dron "explosivo", el Shahed-107, que Moscú puede utilizar contra Ucrania. La fuente también señala que Irán está cerca de proporcionar al país agresor misiles tierra-tierra. Además, según ha informado el medio RBC-Ukraine, Irán ha suministrado ya a Rusia las últimas bombas aéreas Qaem-5 de alta precisión.

El experto en análisis de datos abiertos del medio alemán Bild, Julian Röpcke, estudió las imágenes de vídeo de la región de Kursk donde se estrelló el pesado dron iraní Qods Mohajer-6. El análisis sugiere que este dron llevaba las últimas bombas aéreas guiadas iraníes, las Qaem-5, que Irán no introdujo en su arsenal hasta 2019.

"A juzgar por todo, el dron debía atacar la región de Sumy, pero por motivos desconocidos se estrelló", señaló Röpcke.

Infiltrados
Un proyecto de Ikea

Antes de este incidente, no se conocía que las fuerzas rusas hubieran utilizado el Qaem-5 de alta precisión en Ucrania. Las declaraciones de Röpcke sugieren que su despliegue significa un "nuevo nivel" de cooperación militar entre Teherán y Moscú.