Ucrania coquetea con la línea roja nuclear de Rusia

Ucrania coquetea con la línea roja nuclear de Rusia

Se analiza el ataque a un centro que controla parte de la red rusa de reconocimiento y alerta temprana para ataques aeroespaciales, incluidos aquellos con misiles balísticos.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, en una imagen de archivo.Adam Berry/Getty Images

Los nuevos ataques con drones contra un sitio de radar ruso pueden haber cruzado una de las líneas rojas de Moscú para el posible uso de armas nucleares, la l"interrupción de las acciones de respuesta de las fuerzas nucleares", según el texto de un decreto del Kremlin firmado por el presidente Vladimir Putin en 2020.

Al parecer, según publica Newsweek, drones ucranianos atacaron un centro de ingeniería de radio independiente de la unidad militar 84680 en la ciudad de Kovilkino, el miércoles por la mañana, y también antes, el 11 de abril. Kovilkino se encuentra en la República de Mordovia, a unas unos 580 kilómetros de la frontera con Ucrania.

El sitio alberga al "Container", un radar sobre el horizonte que forma parte de la red rusa de reconocimiento y alerta temprana para ataques aeroespaciales, incluidos aquellos con misiles balísticos.

Las fuentes citadas por este medio norteamericano dicen que aún se están determinando los resultados del ataque. Los informes de medios ucranianos sugirieren que el edificio del puesto de mando del sitio resultó dañado durante el ataque del 11 de abril, mientras que las autoridades rusas dijeron que dos vehículos aéreos no tripulados (UAV) habían sido derribados, sin más. Ukrainska Pravda citó una fuente anónima de la Inteligencia de Defensa de Ucrania (DIU) que dijo que el resultado del ataque aún se está evaluando.

Si el sistema de radar del contenedor se vio afectado, los ataques podrían haber cumplido una de las "condiciones que determinan la posibilidad de que la Federación Rusa utilice armas nucleares", según lo establecido en el decreto presidencial de 2020.

Estos incluyen "la recepción de información confiable sobre el lanzamiento de misiles balísticos que atacan los territorios de la Federación Rusa y (o) sus aliados" y "el uso por parte del enemigo de armas nucleares u otros tipos de armas de destrucción masiva en los territorios de la Federación Rusa". Federación y (o) sus aliados."

Otros criterios se enumeran como "el impacto del enemigo en instalaciones estatales o militares críticas de la Federación de Rusia, cuyo fracaso conducirá a la interrupción de las acciones de respuesta de las fuerzas nucleares", y "la agresión contra la Federación de Rusia utilizando armas convencionales, cuando la existencia misma del Estado está amenazada."

La amenaza de una escalada nuclear, ya sea a través de armas nucleares o de un desastre en una de las muchas plantas de energía nuclear civiles en la zona de combate, se ha cernido sobre la invasión a gran escala de Ucrania por parte de Rusia desde su inicio en febrero de 2022.

Putin y sus altos funcionarios han advertido repetidamente sobre un enfrentamiento nuclear provocado por la participación occidental en el conflicto, al igual que los líderes aliados, incluido el presidente Joe Biden . Las preocupaciones más destacadas se relacionan con las ojivas nucleares tácticas rusas destinadas a un uso localizado en el campo de batalla.

Espacio Eco
Un proyecto de Espacio Eco

En marzo, Putin dijo que los adversarios occidentales "deben darse cuenta de que también tenemos armas que pueden alcanzar objetivos en su territorio". Y añadió: "Todo esto realmente amenaza con un conflicto con el uso de armas nucleares y la destrucción de la civilización. ¿No lo entienden?".