novela diaria era tan suave

2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgEn cuanto su jefe pronunci√≥ la orden, el m√°s grande de los sicarios que acompa√Īaban al Celta, dando un par de zancadas, se acerc√≥ al lagarto. Pero fue in√ļtil.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgLa gitana no pensaba dejar escapar un cliente así como así. A esas horas no había demasiados. Le agarró del brazo con insistencia. Pero en el momento en que entró en contacto físico con él, su cara adquirió una expresión de terror y le volvió a soltar de inmediato.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgLacoste estaba bastante nervioso. Normal, por otro lado, teniendo en cuenta la audiencia que tenía. Los matones no se habían movido de su sitio. Seguían de pie, junto a la entrada del salón, mirando fijamente al lagarto con cara de pocos amigos.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgEl Capitán Pescanova parece haber encontrado por fin a la mujer que puede aclararle por qué había restos de leche condensada en el cadáver de Mimosín.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgDesde su escondite, Mister Proper vio abrirse las puertas principales del salón. Tres hombres de aspecto poco recomendable irrumpieron en la pieza: una especie de guerrero vikingo, seguido por dos impresionantes gorilas.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgSentado en aquel elegante sofá, con su vaso de whisky en la mano, el capitán Pescanova no acababa de encontrarse cómodo. No era, ni mucho menos, su primera vez en un burdel. Sin embargo, en aquella enorme mansión, con sus jarrones chinos y sus alfombras persas, se sentía fuera de sitio.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgA las 2 y cuarto, vio como llegaba en su flamante deportivo, abr√≠a el acceso al garaje con un mando a distancia y entraba en la vivienda. Mister Proper aguard√≥ hasta el √ļltimo momento y justo antes de que la puerta se cerrase, se col√≥ sigilosamente en la casa.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgUna oronda mujer, vestida igual que la Reina Victoria de Inglaterra y con un penetrante aroma a ginebra, le abri√≥ la puerta. -Oh, veamos, ¬Ņqu√© tenemos aqu√≠?, un lobo de mar con ganas de divertirse. Bienvenido almirante. Pase, por favor.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgPasaban 20 minutos de las 10 de la noche cuando el camello entró en el bar, pidió una Coca Cola Light y cambio de cincuenta euros en monedas, y se puso a jugar a la máquina tragaperras. En realidad no era camello, sino dromedario.
2013-06-30-cintilloeratansuave.jpgTras cabalgar durante algo más de una hora a trote constante, el vaquero se detuvo ante una mansión a las afueras de la ciudad. Ató el caballo a una farola y llamó a la puerta. Alguien abrió y tras escrutarle detenidamente, le invitó a entrar.