NOTICIAS
27/11/2012 16:53 CET | Actualizado 27/01/2013 11:12 CET

Prueba: Citroën DS5 2.0 HDI 160 CV Sport

Citroën ha conseguido con su gama DS meterse de lleno en el la categoría Premium en los segmentos B, C y D. Primero llegó el exitoso DS3 con ganas de robarle protagonismo al MINI y aunque no ha conseguido eclipsarlo, sí ha obtenido unos resultados comerciales dignos de mención como muestran las 200.000 unidades fabricadas desde su lanzamiento.

Después llegaría el DS4 con un formato algo complicado de entender, mezclando el concepto crossover con la deportividad de un coupé y la supuesta practicidad de un compacto. Llamativo estéticamente, sin embargo no presenta la distancia cualitativa esperable a juzgar por su precio en relación al C4, un modelo muy correcto y coherente en esta última entrega.

El último en llegar a la familia DS es también el mejor y más elaborado. Bajo la denominación DS5, este cinco puertas de estilo personal e inconfundible presume de una calidad de realización excelente, una gama de motores coherente con lo que hoy se demanda y muchas posibilidades de equipamiento. Y si eres de pensamiento "verde", la tecnología Hybrid4 también está disponible en este familiar de 4,57 metros de longitud.

En Autoblog ya nos habíamos puesto a los mandos del DS5 en varias ocasiones, si bien no ha sido hasta ahora cuando hemos tenido la oportunidad de conducir la opción más racional e interesante de la familia, equipada con el motor 2.0 HDI de 160 CV y el cambio manual de seis velocidades. ¿Cumplirá como alternativa a las tradicionales Premium alemanas? Sigue leyendo y trataremos de sacarte de dudas.

SIGUE LEYENDO EL TEXTO EN ES.AUTOBLOG.COM

ESPACIO ECO