INTERNACIONAL
21/10/2015 14:53 CEST | Actualizado 21/10/2015 14:55 CEST

Solucionado el misterio del pasajero que mordió a otro en pleno vuelo antes de morir

YOUTUBE

No. Definitivamente, no era el inicio de un apocalipsis zombie.

Según informa The Irish Times, el hombre de 24 años que murió en un vuelo de Lisboa a Dublín después de morder a un pasajero en pleno vuelo, tuvo esa reacción porque portaba en su estómago casi un kilogramo de cocaína en 80 bellotas.

La autopsia realizada al cuerpo del joven halló esa gran cantidad de droga en su organismo, que en la calle, según este diario, habría alcanzado un valor de unos 56.000 euros.

Ahora las investigaciones se centran en saber cuál fue el recorrido del joven y dónde ingirió la droga.

El pasado 19 de octubre, el piloto del vuelo EI 485 de la compañía Aer Lingus tuvo que desviar su trayecto hacia Cork (Irlanda) tras emitir una alerta de emergencia médica a bordo.

Según relatan varios testigos, el joven se puso muy nervioso cuando no pudo avanzar por el pasillo ya que la tripulación estaba repartiendo café y té. Entonces, trató de avanzar por encima de los asientos y lo logró, pese a la oposición de algunos pasajeros, llegando hasta el baño.

Minutos después, una mujer portuguesa, que podría ser su acompañante, se acercó para preocuparse por él, y el piloto preguntó por megafonía si entre los pasajeros había algún médico.

Dos pasajeros que se identificaron como médicos se levantaron y trataron de ayudarle, pero el joven se puso muy agresivo. "Podías escucharle gritar, hacer sonidos guturales, como un animal herido", describe uno de los testigos a The Irish Times.

En un momento dado, el joven comenzó a sufrir un ataque y, durante su convulsión, mordió a uno de los médicos. Poco después, con el avión ya aterrizado, falleció.

TE PUEDE INTERESAR

PULEVA PARA EL HUFFPOST