POLÍTICA
21/03/2018 11:43 CET | Actualizado 21/03/2018 13:00 CET

Torrent abre mañana una nueva ronda de consultas para buscar candidato a la Presidencia

Sànchez ha renunciado oficialmente a presentarse a la investidura.

EFE

El presidente del Parlament, Roger Torrent, ha anunciado que abrirá mañana una nueva ronda de consultas con los grupos parlamentarios para buscar otro candidato a la Generalitat tras la renuncia del exlíder de la ANC Jordi Sànchez.

Torrent ha reactivado el proceso de investidura un día después de que Jordi Sànchez -que era el actual candidato- declarara en el Tribunal Supremo para pedir su libertad y avanzara que estaba dispuesto a renunciar a su escaño y dejar la política con el fin de salir de la cárcel de Soto del Real (Madrid).

Ahora todas las miradas se dirigen hacia el exconseller de Presidencia Jordi Turull, el nombre que hay sobre la mesa en las negociaciones entre Junts per Catalunya y ERC. En estas decisivas horas se va a intentar lograr atraer a la CUP, cuyos votos son necesarios para hacerlo president y que por el momento se mantiene en la abstención.

Turrull ha sido uno de los hombres más cercanos a Puigdemont en la fase final de su Govern, en el que entró como conseller de Presidencia y portavoz en verano del año pasado. Fue una de las voces más duras contra La Moncloa e, incluso, el encargado de dar los resultados del referéndum ilegal del pasado 1-O.

Torrent ha afirmado que Sànchez le ha enviado una carta en la que renuncia oficialmente a la candidatura y en la que le pide que convoque una sesión de investidura. El presidente del Parlament ha indicado que esto no se debería haber "producido nunca", pero que es un "hecho que honra" al 'número dos' de Junts per Catalunya.

Pleno "en los próximos días"

El paso dado este miércoles por Torrent supone la reactivación de la investidura, que se retrasa desde la celebración de las elecciones catalanas del pasado 21 de diciembre. A partir de mañana se buscará al tercer candidato, tras los fallidos intentos de Carles Puigdemont y Jordi Sánchez.

Turull está siendo investigado por el Tribunal Supremo en la causa del 1-O por los delitos de rebelión, sedición y malversación. Estuvo en la cárcel algo más de un mes y salió de Estremera en vísperas de la campaña electoral. En principio no tendría problemas para ser investido, pero sí para acabar la legislatura ya que podría ser condenado en el juicio e inhabilitado.

Torrent no ha fijado una fecha para la nueva sesión de investidura, a la espera de la ronda de consultas con los grupos. No obstante, ha señalado que espera que haya un "desbloqueo definitivo" y se celebre la sesión "en los próximos días".

Junts, ERC y la CUP suman 70 diputados en el Parlament, frente a los 65 de Ciudadanos, PSC, Calunya En Comú y el PP. La mayoría absoluta está fijada en 68 parlamentarios. Pero si la CUP no da su voto a favor, el bloque independentistas pasaría a 66, a los que habría que restar los dos de Carles Puigdemont y Toni Comín al estar en Bruselas. Por lo tanto, pasarían a 64 los independentistas frente a los 65 votos negativos que podrían cosechar. Por lo tanto, para asegurarse la investidura necesitarán Esquerra y Junts contar con la CUP o lograr que renuncien los dos huidos en Bélgica.

EL HUFFPOST PARA 'MATAR O MORIR'