POLÍTICA
16/05/2018 10:49 CEST | Actualizado 16/05/2018 18:05 CEST

La Justicia belga rechaza la entrega a España de Comín, Serret y Puig

Toma la decisión por "defectos de forma".

La Justicia belga ha tomado este miércoles la decisión de no entregar a los exconsellers Toni Comín, Meritxell Serret y Lluís Puig a las autoridades españolas por un error de forma en la orden de detención y entrega emitida por el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena.

Así lo ha anunciado el propio Comín en declaraciones a los medios, junto con Serret y Puig, después de la audiencia en la que la Cámara del Consejo - el tribunal belga de primera instancia - ha tomado esta decisión.

Comín, Serret y Puig han comparecido esta mañana ante el juez de instrucción belga que estudiaba las euroórdenes de detención contra ellos emitidas por el Tribunal Supremo español.

"Queremos mostrar nuestra satisfacción rotunda, más absoluta, porque hoy efectivamente se ha hecho justicia. La Cámara del Consejo de Bélgica ha decidido que no se ejecutará la orden europea de detención porque es una orden irregular, una orden que no cumple con los requisitos que determina el sistema europeo que regula las euroórdenes", ha afirmado el exconseller.

REUTERS

No entra en el fondo del asunto

El abogado de los exconsellers, Jaume Alonso-Cuevillas, ha explicado que tanto la defensa de los políticos catalanes como la Fiscalía de Bruselas han coincidido en señalar que existe un defecto de forma que hace que la euroorden contra ellos no sea "técnicamente" admisible.

Según han explicado los abogados, el problema de forma de la euroorden emitida por el magistrado Pablo Llarena es que se basa en la euroorden emitida meses antes por la Audiencia Nacional, pero los delitos no se corresponden.

El tribunal belga ha decidido rechazar la petición de la Justicia europea por este motivo y sin entrar a valorar el fondo de la cuestión, según han señalado los abogados, que también han apuntado que el juez Llarena podría emitir una nueva euroorden contra los tres exconsellers que se encuentran en Bélgica.

El Supremo reprocha la falta de compromiso de la Justicia belga

Fuentes de la Sala de lo Penal del Supremo han reprochado hoy de manera no oficial al juez belga que ha rechazado la entrega de los exconsellers Comín, Serret y Puig su falta de compromiso con la obligada colaboración judicial con España.

Las fuentes de la Sala han informado de que están pendientes de recibir la resolución para estudiarla, pero han añadido que, por lo que se conoce hasta ahora por la prensa, consideran que la denegación de la entrega podría interpretarse como una ausencia de compromiso con prestar colaboración judicial.

Estas fuentes recuerdan que el 21 de marzo de 2018 se dictó un auto de procesamiento en donde se expresaban los hechos y los argumentos jurídicos por los que se les consideraba ya procesados, y por los que, a esa misma fecha ya, el instructor adoptada la medida cautelar de prisión.

Sobre esa misma argumentación del auto de procesamiento, y a petición del ministerio fiscal, el día 23 de marzo se dictó un auto ordenando librar las órdenes europeas de detención, que tienen así una clara resolución de soporte (el auto de procesamiento).

Las mismas fuentes recuerdan que el soporte de la resolución jurídica que es ese auto de procesamiento es el que nuestro ordenamiento jurídico contempla con más desarrollo argumental a excepción hecha de la sentencia.

Solo el desconocimiento de nuestro ordenamiento jurídico, pese a la explicación dada como información suplementaria, permite obviar el auto de procesamiento en el que descansa la euroorden, han añadido estas fuentes.

Las imágenes del 1-O

NOTICIA PATROCINADA