TENDENCIAS
28/05/2018 22:43 CEST | Actualizado 28/05/2018 22:52 CEST

Alberto Chicote cuenta en 'El Hormiguero' cómo vivió uno de los momentos más impactantes de 'Pesadilla en la cocina'

"Yo volví con miedo".

Antena 3

Este lunes, el chef Alberto Chicote ha vuelto a El Hormiguero y se ha convertido en miembro del Club Platino, que acoge a los famosos que han visitado más veces el programa. Durante el programa, Chicote ha hablado de su experiencia en los distintos restaurantes que ha visitado en Pesadilla en la cocina (laSexta), especialmente en los de la última temporada, entre los que ha destacado, el restaurante Casa Pili (Cantabria) y el Generación del 27 (Almería).

Fue en este último local donde Chicote vivió uno de los momentos más difíciles del programa, cuando abandonó el restaurante ante la pasividad de los trabajadores. Entonces, la cocinera, Estefania —a la que Chicote bautizó como La niña de los Cárpatoscogió una silla y la rompió contra la vitrina de los vinos.

"Escuché cuando me iba 'Alberto, Alberto, Alberto', pero yo no imaginaba lo que había pasado", ha contado el cocinero. "Yo cuando volví al restaurante, volví con miedo porque no entiendes por qué alguien hace algo así".

"Yo eso lo vi el miércoles, hay que pensar ¿cómo vivo yo eso?", ha detallado Chicote, quien también ha contado que, tras el impacto, pasaron días buscando un cristal para sustituir la vitrina del restaurante. Para Chicote, ese ha sido uno de los restaurantes más asquerosos que ha pisado y, tal y como se veía en las imágenes, incluso estuvo a punto de vomitar al oler una salsa brava totalmente descompuesta.

"¿Cómo piensas que alguien va a reventar una silla contra una vitrina? Que además, las sillas pesaban como un demonio", ha continuado el cocinero, antes de decir que incluso los dueños del Generación del 27, a los que tuvo que reprimir por actitud y por suciedad, merecían una segunda oportunidad, pero que fue de las reaperturas más difíciles.

Rótulos 'El Hormiguero'

ESPACIO ECO