24 errores que cometen los turistas al visitar Londres

Ni se te ocurra entrar a las famosas cabinas telefónicas.

Londres es uno de los destinos turísticos más populares del mundo, y no es por casualidad. La ciudad está llena de sitios históricos, restaurantes fantásticos, vistas maravillosas y una gran diversidad cultural.

Los habitantes de esta metrópoli suelen ser muy acogedores con los turistas, pero no por ello dejan de señalar los errores que cometen estos durante sus visitas a la capital británica. Desde una mala planificación a pequeñas meteduras de pata, estos son los errores que más ven (y las alternativas que recomiendan):

1. Entrar en las cabinas telefónicas

“Los turistas que visitan Londres a menudo cometen el error de pensar que las cabinas telefónicas clásicas son lugares estupendos para entrar y sacarse fotos. Sin embargo, muchas personas que salen de fiesta los usan como urinarios, así que es preferible sacarse la foto desde fuera de la cabina”. ― Eulanda y Omo Osagiede, blogueros de Hey! Dip Your Toes In.

2. Coger demasiados taxis

“Uno de los mayores errores que veo que cometen los turistas en Londres es pensar que el taxi es más rápido que el metro. Londres es enorme y el tráfico puede ser terrible en cualquier momento del día. Por eso casi siempre es mejor coger el metro para llegar a los sitios, sobre todo en hora punta, pero también en mitad de la noche”. ― Julie Falconer, bloguera de A Lady in London.

3. Pararte en el lado equivocado de las escaleras mecánicas

“Párate siempre en el lado derecho de las escaleras mecánicas en las estaciones de metro. Estás avisado. Si te paras a la izquierda, te llamará la atención algún viajero con prisas cuando empiece a subir a toda velocidad por la izquierda”. ― Ed Rex, bloguero de Rexy Edventures.

“Para mí, lo más molesto de vivir en Londres como local es el ritmo lento al que caminan los turistas por las calles. Y cuando se quedan parados en el lado equivocado de las escaleras metálicas”. ― Aftab Pathan, bloguero de Fresh & Fearless.

4. Alojarte en la zona 1

“No pienses que tienes que alojarte en el mismo centro, porque no es así. Alójate en las zonas 3 o 4 y usa el metro todos los días. Ahorrarás una fortuna”. ― Poppy Loves, bloguero de Poppy Loves.

5. Pagar para subir al mirador más alto

“Los turistas pagan 25 libras [30 euros] para subir al mirador The View del edificio The Shard. Uno de los mejores miradores de Londres está en Sky Garden y la entrada es gratuita”. ― Kelsey Heinrichs, bloguera de Kelsey in London.

6. Confundir los puentes

“Algunos turistas confunden el Tower Bridge con el London Bridge. Son dos puentes distintos”. ― Steffi Crivellaro, bloguera de Steffi Daydreamer.

7. Tener expectativas irreales de los británicos

“Los británicos somos gente amable, pero si te esperas un país de Mr. Darcys dispuestos a colocar el abrigo sobre los charcos por cortesía, te decepcionará Londres. Sigue siendo una ciudad con mucha caballerosidad, pero tienes que mantener a raya las expectativas”. ― Carl Thompson, bloguero y fundador de Hawkins & Shepherd.

8. No caminar suficiente

“No uses el metro si puedes llegar al mismo lugar más rápido a pie. Si tu destino está a tres o cuatro paradas de distancia y tienes tiempo libre, yo iría andando en vez de pasarme el tiempo bajo tierra. La ribera del Támesis es pintoresca. El barrio de South Bank está lleno de restaurantes y actividades para visitantes, mientras que el de North Bank es más tranquilo (y es una ruta perfecta para salir a correr)”. ― Elle Linton, bloguera de Keep It SimpElle.

“Un error que cometen muchos visitantes en Londres es coger el metro para ir de Leicester Square a Covent Garden, ya que pocos saben que apenas hay un pequeño paseo a pie entre ambas paradas. Caminando disfrutas de los alrededores y evitas coger la saturada línea de Piccadilly y los temidos ascensores de Covent Garden station”. ― Paula Holmes, bloguera de The LDN Diaries.

9. Comprar billetes sencillos de metro

“Suele salir más barato el metro y el bus pagando con la Oyster Card o con una tarjeta de crédito contactless que comprando billetes sencillos”. ― Crivellaro.

10. Entrar en el vagón central del metro

“Muchos de los errores que cometen los turistas en Londres tienen que ver con el metro. Claro que el mayor error es no situarse en el lado correcto de la escalera mecánica, pero pienso que otro error muy grave es subirse a los vagones centrales del metro. Los londinenses sabemos que los extremos van más vacíos”. ― Ellie Quinn, bloguera de The Wandering Quinn.

11. No usar el bus

“Los turistas utilizan el metro mucho más de lo necesario. Londres tiene una de las mejores redes de bus de Europa y el billete es mucho más barato que el del metro. En vez de coger el metro, súbete al bus y así podrás ver Londres”. ― Ronke Lawal, bloguera de Who’s For Dinner?.

12. Comer en los sitios equivocados

“Muchas personas no se informan de dónde comer bien y luego se quejan de que la comida británica es horrible. Sí, al igual que en la mayoría de lugares del mundo, tenemos algunos restaurantes de los que no saldrás muy emocionado, pero hay muchos pubs donde venden comida británica muy buena, aunque también hay muchos que forman parte de una cadena y te sirven el equivalente a Burger King. Infórmate leyendo blogs de londinenses en vez de fiarte de otros turistas”. ― Fiona Maclean, bloguera de London-Unattached.

13. Hacer filas kilométricas

“Yo siempre recomiendo reservar los billetes para las atracciones y las actividades con antelación por internet para ahorrar tiempo y evitar decepciones. Las filas llegan a ser terribles en las atracciones más populares de Londres, pero tal vez puedas evitarlas si vienes preparado con el billete ya comprado”. ― Tine Farstad, bloguera de Mummy in the City.

14. Visitar solamente lo típico

“El error que cometen los turistas cuando visitan Londres es ceñirse al itinerario típico. Seguir el mismo plan turístico diseñado por la ciudad está muy bien, pero para descubrir Londres, coge un número de la revista Time Out y toma nota de lo que hacen los londinenses. Las redes sociales te permiten ponerte en contacto con personas con gustos e intereses similares a los tuyos. Habla con ellos y te guiarán por su propia versión de Londres”. ― Vesta Fosu, bloguera de Chocolate~n~Curves.

15. No comprobar qué atracciones turísticas están disponibles

“Probablemente la muestra de arquitectura más icónica de Londres es el Big Ben. Es una preciosa torre de reloj que está junto al Parlamento. Sin embargo, ahora está rodeado de andamios y la campana no volverá a sonar hasta dentro de 10 años. Sigue siendo una parte muy bonita de la ciudad, pero no esperes sacarte fotos perfectas allí”. ― Thompson.

16. No utilizar el servicio de transporte del río

“Hay un servicio fluvial de transporte excelente. Rara vez está lleno, tiene bar y cafetería a bordo y te permite viajar de Westminster a la Torre de Londres en menos de media hora por unas 7 libras”. ― Maclean.

“Cuando organizamos un día de turismo, a veces uso el transporte fluvial, ya que es una forma cómoda de viajar por la ciudad y de llegar a varias atracciones turísticas de Londres. También es fácil perderse la hora de salida, por lo que recomiendo mirar los horarios con antelación si tienes una agenda muy ocupada”. ― Farstad.

17. Comprar en Oxford Street

“Hay muchos sitios estupendos para ir de compras aparte de Oxford Street. Están Kings Road, Marylebone, Elizabeth Street y los mercadillos de Hampstead y Crouch End”. ― Loves.

18. Comer solamente fish and chips

“Muchísimos turistas quieren probar el fish and chips de Londres, pero no saben que uno de los platos más famosos que ha adoptado Londres es el pollo tikka masala”. ― Heinrichs.

19. Perder mucho tiempo en Piccadilly Circus

“No hay muchas cosas que hacer en Piccadilly Circus aparte de ver cómo los turistas se quedan mirando a otros turistas preguntándose qué tienen de especial esos paneles publicitarios”. ― Loves.

20. No pasear por los barrios más bonitos de la periferia

“No dejes de visitar otras zonas menos conocidas cuando planifiques tu itinerario. Sí, el Big Ben es fabuloso y Trafalgar Square es un sitio estupendo para hacerse amigo de las palomas, pero hay zonas de Londres muy bonitas con mucha menos gente. Por ejemplo, Greenwich es un distrito increíble donde puedes pasar el día. Tiene una universidad con una arquitectura asombrosa y un parque genial con vistas de Londres, una ribera con más vistas de la ciudad y un montón de restaurantes y mercadillos”. ― Eboni Dixon, bloguera de Eboni + Ivory.

21. No planificar el itinerario con antelación

“El mayor error es pensar que Londres es fácil de ver. Podrías pasarte el día por Oxford Street calle arriba y calle abajo con millones de turistas, pero las mejores vistas y experiencias están en calles de la periferia y en zonas menos concurridas. Por eso siempre recomiendo a la gente que investigue sobre los lugares que vaya a visitar antes de tiempo y que agrupe los sitios que quiere ver para explorar un área al día. Descárgate CityMapper para que te ayude con la ruta”. ― Lela London, bloguera y presentadora.

22. Comprar café en una gran cadena

“Cómpralo en una cafetería independiente. Hay cafés excelentes en Londres y lo manejan los pequeños comercios. Sal del centro de Londres y ve a otros distritos como Notting Hill, Hackney, Shoreditch o Maida Vale”. ― Loves.

23. Quedarte atrapado en el caos de la hora punta

“Si eres turista, probablemente puedas evitar la hora punta y lo agradecerás. Aléjate sobre todo de las principales estaciones de intercambio y evitarás que te empujen y te compriman”. ― Loves.

24. Desaprovechar las ofertas

“Un error es no aprovechar las ofertas y los vales para restaurantes y experiencias. Hay muchas ofertas buenas para tomar el té, hacer tours y otras experiencias. Evidentemente no tienes por qué usar todas las ofertas, pero algunas de las experiencias más esenciales de Londres sí que las puedes hacer con esas ofertas”. ― Lawal.

“Free London es increíble. Investiga un poco y planifica bien. Hay un montón de cosas que puedes hacer gratis: museos, galerías, experiencias, música, etc.”. ― Loves.

Este artículo fue publicado originalmente en el ‘HuffPost’ Estados Unidos y ha sido traducido del inglés por Daniel Templeman Sauco.

Rincones secretos de Londres