Un curso negro para TVE, de oro para Telecinco y agridulce para Antena 3

La crónica rosa firma el mejor estreno de la temporada en audiencia, las turcas reivindican su éxito y La 1 su fracaso.
Sandra Golpe, Roberto Leal y Rocío Carrasco, los líderes del curso televisivo.
Sandra Golpe, Roberto Leal y Rocío Carrasco, los líderes del curso televisivo.

La temporada televisiva ha llegado a su fin con la entrada del verano. Septiembre será otro cantar. Las cadenas ya sacan pecho recogiendo los datos que más le benefician de cara al público pero, ¿quién ha ganado realmente en la batalla por la audiencia en el cómputo general?

El golpe de la pública

Lo que queda claro es quién ha sido el perdedor de los canales en abierto. La 1 ha anotado su mínimo histórico, con un 8,9% de cuota de pantalla, y ya encadena tres temporadas perdiendo audiencia, según datos de la consultora especializada GECA. Ha caído en todas las franjas horarias, a excepción de la tarde, y los que más la han abandonado a su suerte son los jóvenes, a pesar de ser la cadena que más estrenos ha lanzado. De veinte, once han sido de entretenimiento.

Aunque no todo son malas noticias para TVE: MasterChef Celebrity ha sido el programa más seguido en diferido, a través de la web de RTVE, y La 2 ha logrado su mejor dato desde 2010 (2,9%).

Un claro líder: Telecinco, con el mejor estreno de la temporada

La cadena de Mediaset ha firmado su mejor curso desde 2008-2009, con un 15,2% de share. Buena parte de su victoria se la debe a la crónica rosa, con la emisión de la docuserie Rocío, contar la verdad para seguir viva, que se corona como el estreno más exitoso de la temporada, seguido de Cantora, la herencia envenenada. También obtiene la emisión más vista, la prórroga del España-Croacia de la Eurocopa.

Además, Telecinco ya encadena diez temporadas como líder, y en esta ocasión no ha bajado el ritmo ni un solo mes, un logro del que presume desde hace cuatro cursos. De las 25 emisiones más vistas, 17 son suyas: fútbol, La isla de las tentaciones, el testimonio de Rocío Carrasco o la guerra entre Isabel Pantoja y Kiko Rivera son algunas de ellas. Las mujeres son quienes más consumen sus contenidos, especialmente las de entre 25 y 44 años.

De hecho, el reality presentado por Sandra Barneda ha sido el de mayor éxito del entretenimiento televisivo y El programa de Ana Rosa se mantiene como líder de la mañana, un puesto que ocupa desde hace seis años.

Antena 3: medalla de plata pero líder del prime time

La cadena de Atresmedia ha sido la que más ha crecido respecto a la temporada anterior (2,3 puntos más), y lo ha hecho también entre todos los públicos. El mayor acierto de programación, según las estadísticas de GECA, ha sido Pasapalabra, su programa de entretenimiento más seguido.

Asimismo, las ediciones de sus Noticias son las más seguidas de entre todos los programas informativos: el de la sobremesa, con Sandra Golpe, el de la noche, con Vicente Vallés —al que ayuda el arrastre de audiencia de Pasapalabra, mientras que Telecinco se resiente desde la pérdida del concurso—, y el del fin de semana con Mónica Carrillo y Matías Prats, respectivamente.

Los mayores éxitos de ficción también los acapara Antena 3 con su apuesta por las telenovelas turcas. Mi hija (2,5 millones de espectadores) y Mujer (2,4 millones) destacan por encima de producciones españolas como Cuéntame, que es el producto nacional más visto con casi 1,7 millones de espectadores, a pesar de que la última ha sido su temporada menos seguida. Además, la ficción más seguida en diferido es La Cocinera de Castamar (en Atresplayer).

Cuatro y laSexta se retroalimentan

La primera crece en la franja de la tarde con Joaquín Prat, mientras que la segunda lo hace en la de la mañana con Aruser@s. Sin embargo, ambas pierden público de todas las edades.

En cuanto a los canales de TDT, Nova firma su liderazgo una vez más; entre las autonómicas, GECA destaca La 7 Región de Murcia, que ha registrado su récord histórico desde que comenzó a emitir, mientras que TV3 sigue liderando; y Movistar se coloca en lo alto del podio de las de pago.

Pese a todos estos datos, la televisión en general se enfrenta a otro número que no es positivo: el consumo medio por persona se ha reducido en 11 minutos. Esto se podría explicar por el aumento que experimentó a principios de 2020 con el confinamiento.

Los nuevos iconos de la televisión