La frase de Jorge Javier Vázquez sobre cómo es la izquierda y la derecha que va a sorprender a muchos

Una reflexión que ha dejado en su blog en 'Lecturas'.
Jorge Javier Vázquez, presentador de 'Sálvame'.
Jorge Javier Vázquez, presentador de 'Sálvame'.
Telecinco

Jorge Javier Vázquez ha dedicado su blog en la revista Lecturas a Luis Medina, el aristócrata español imputado por las supuestas comisiones millonarias que se llevó del Ayuntamiento de Madrid por la venta de material sanitario en los peores momentos de la pandemia.

En su texto, el presentador de Sálvame se ha referido a las palabras de Medina, hijo del duque de Feria y de Naty Abascal, sobre la ideología de la Fiscalía que lo investiga.

“La Fiscalía, ya sabes, es de izquierdas”, dijo en LOC. Sobre esto ha sido tajante Vázquez: “Entonces, según sus mismas palabras, ¿qué habría pasado si fuera de derechas? ¿Que hubiera mirado para otro lado porque manchar la imagen de un aristócrata es pecado mortal? Curiosa concepción que parece tener de la derecha el refinado aristócrata”.

Después ha señalado tras decir que “fuera caretas” que Medina “no es que sea de derechas. Es, simple y llanamente, un jeta”.

Esta sentencia ha dado paso a una reflexión que quizá pueda sorprender a muchos espectadores ya que Vázquez es un reconocido votante del PSOE y de Manuela Carmena.

“Ni todos los de derechas son unos corruptos ni los de la izquierda una clase ejemplar”, ha afirmado el presentador de Telecinco, que ha tenido sus más y sus menos en redes sociales con la extrema derecha de Vox.

De hecho, hace unos días tuvo un encontronazo en Twitter con el portavoz de Vox Iván Espinosa de los Monteros. “La vida no se basa en conseguir diariamente grandes hitos. Se trata de volver a casa sin una bronca en el trabajo. De que Ayuso hable poco. De que Feijóo hable menos. De que Espinosa de los Monteros pague lo que debe. En fin, esas cositas”, dijo en un tuit Vázquez.

A ese mensaje replicó Espinosa de los Monteros así: “La vida no se basa en conseguir diariamente grandes hitos. Se trata de no crear una red de espionaje a 140 personas. De no burlarse de una violación en televisión. De no insultar a todos los que no son “rojos y maricones”. En fin, esas cositas…”.