Si sólo te vas a comprar un abrigo, que sea uno de estos

Este año iremos abrigados hasta los tobillos.

Elegir el abrigo perfecto es complicado. Siempre está la eterna duda de lanzarse a la moda del momento o renovar ese básico atemporal que puede quedarse años ocupando nuestros armarios. Para este invierno la tendencia son las siluetas clásicas renovadas con un toque diferente y adaptadas a la personalidad de cada uno.

Si buceamos entre las propuestas de las pasarelas y las colecciones de firmas low-cost como Zara, hay cinco modelos que se llevan el premio gordo. Son estos.

Larguísimo y de corte recto

Buenas noticias, esta temporada iremos abrigados prácticamente hasta los tobillos. La gran parte de las revistas especializadas coinciden: el abrigo de este invierno es largo. En Vogue recomiendan ceñirlo con un cinturón y utilizarlo incluso a modo de vestido en los meses más fríos. “Cuánto más largo, más trendy”, dicen en la edición británica de GQ. En la colección de Zara reinan los modelos en negro (una apuesta segura), con hombreras poderosas y cortes rectos.

El trench oversize

La gabardina no es solo para el otoño, o al menos eso parecen decirnos los diseñadores esta temporada. Puedes apostar por la opción más clásica y combinarla con un jersey para no pasar frío, o bien optar por un modelo en tejidos como la lana, que permite ampliar el abanico de posibilidades y conjuntar con camisas o prendas más finas.

Con un toque de borreguillo

La tendencia está por todas partes y en todas sus versiones. Aunque desde hace un par de años los abrigos peluche son habituales en cualquier marca asequible que siga lo que dictan las pasarelas, este invierno se lleva una opción más sutil, con toques en las mangas, el cuello o las costuras. En la edición estadounidense de Vogue, recomiendan apostar por una opción de aires vintage, como el modelo a la izquierda de la imagen, de Asos.

La parka en todas sus versiones

“La parka vuelve, pero en una versión más suave”, dicen en GQ. La que fuera prenda favorita de los hermanos Gallagher de Oasis se hace fuerte este invierno mezclando su silueta típica con la de otra clase de abrigos. Si quieres ir más allá de la tradición, apuesta por un color diferente al clásico verde militar.

Un modelo atrevido

Si en cuanto a siluetas cotizan al alza largos, rectos y oversize, si hablamos de colores más allá de los clásicos, este invierno hay que apostar por tonos vibrantes. Para ellas el rey es el fucsia. El diseñador francés Jacquemus fue uno de los primeros en subirlo a la pasarela y ya hemos visto una versión del abrigo disponible en Zara. En el plano masculino el riesgo pasa por el color block, es decir, combinar varios colores potentes.

Niños en sus mullidos abrigos