POLÍTICA
17/08/2021 07:33 CEST | Actualizado 17/08/2021 17:31 CEST

Sale el segundo avión para repatriar a los españoles de Afganistán

Hará escala en Dubái y luego, en Kabul, pero se desconoce cuándo podrá aterrizar, en unas pistas donde se están viviendo escenas de desesperación.

GOBIERNO DE ESPAÑA
Imagen de los soldados embarcando en el avión, rumbo a Kabul.

El segundo avión A400 de las Fuerzas Armadas que va a participar en la primera fase de repatriación de los españoles y los afganos colaboradores que se encuentran en el aeropuerto de Kabul (Afganistán) ha despegado este martes por la tarde rumbo a Dubái (Emiratos Árabes Unidos) desde la base aérea de Zaragoza.

La salida de la segunda aeronave de transporte militar estaba prevista para las 9:00 horas, pero ha iniciado su ruta poco antes de las 17:00 horas, según informan en un comunicado los Ministerios de Defensa y Asuntos Exteriores.

Al filo de la pasada medianoche, despegó con destino a Dubái el primero de los aviones que va a tomar parte en la repatriación con varias decenas de militares a bordo y que llegó al emirato esta mañana. Los dos aparatos tienen como objetivo “dar respuesta a las difíciles condiciones de la evacuación”, añade la nota.

Con este despliegue, se cubre la primera fase de evacuación, que incluye al personal de la embajada y a los españoles que quedan en el país asiático, que aguardan desde el domingo en el aeropuerto de Kabul.

También de todos aquellos afganos y sus familias que durante años han colaborado con España en la misión militar y en proyectos de cooperación con tareas como la de traducción.

La tripulación de los dos aviones está compuesta, entre otros, por pilotos del Ala 31 de Zaragoza, personal del batallón Cooperación Cívico Militar (CIMC) del Ejército de Tierra y del Escuadrón de Apoyo al Despliegue Aéreo (EADA) del Ejército del Aire.

El Ministerio de Exteriores no ha precisado cuándo está previsto que los aviones lleguen a su destino final.

En las pistas del aeropuerto de Kabul se están viviendo escenas de desesperación, de civiles que tratan de subirse a aviones, pese a que no hay vuelos comerciales, encaramándose a las escalerillas y hasta a los trenes de aterrizaje de los vuelos de las potencias occidentales. 

De momento, el personal de la embajada de España en Afganistán, los policías encargados de su seguridad y los otros españoles que quedan en el país asiático están en el aeropuerto de Kabul a la espera de poder ser repatriados.

El caos desatado en el aeródromo en las últimas horas ante la presencia de miles de personas que intentan huir ha complicado la salida de los aviones.

Esta situación de tensión y los controles de los talibanes en la ciudad han dificultado que los afganos y familiares que España va a evacuar hayan podido desplazarse al aeropuerto de Kabul.

El ministro del Interior español, Fernando Grande-Marlaska, ha dicho este lunes que el objetivo es que el traslado tenga lugar “lo antes posible”, si bien ha admitido que es una operación “complicada y compleja” .

España ha ofrecido a la UE y a la OTAN ayuda para trasladar también a España desde Kabul a personal de estas dos organizaciones. 

Photo gallery Los talibán toman el poder en Afganistán See Gallery