NOTICIAS
03/12/2020 17:37 CET | Actualizado 03/12/2020 17:41 CET

Se viene temporal: la borrasca invernal 'Dora' provocará viento fuerte, oleaje y temperaturas muy bajas este puente

Esta tarde, un frente frío asociado entrará por Galicia y el Cantábrico, y dejará nevadas en el área cantábrica y Pirineos en cotas superiores a los 1.100 metros.

ASSOCIATED PRESS
Temporal invernal.

El temporal invernal ‘Dora’ se ha dejado notar en las primeras horas de este jueves y seguirá así hasta el fin de semana. Esta borrasca provocará en la próximas horas un temporal atlántico con viento fuerte, mal estado de la mar, precipitaciones y un descenso de las temperaturas “acusado”, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Debido a esta borrasca, la AEMET ha emitido un aviso especial porque también derivará en nevadas en todas las zonas de montaña de la Península y áreas próximas. Esta tarde, un frente frío asociado entrará por Galicia y el Cantábrico, y dejará nevadas en el área cantábrica y Pirineos en cotas superiores a los 1.100 metros.

El portavoz de la AEMET, Rubén del Campo ha asegurado que las temperaturas han sido muy bajas durante la madrugada del jueves debido a que las heladas han sido generalizadas pero ha matizado que se han producido especialmente en los Pirineos y zonas próximas, así como en el interior de Galicia, en ambas mesetas y en el interior de Andalucía oriental.

Sin embargo, los valores más fríos se han dado en zonas altas del Pirineo, como en Baqueira donde se ha registrado -11ºC o en El Portaine con -10ºC. Del Campo ha afirmado que las heladas han sido intensas en páramos de la zona centro, tal y como se ha demostrado con los -8ºC en Molina de Aragón (Guadalajara) o el mismo valor en Bello (Teruel).

Las capitales de provincia que han registrado este jueves las temperaturas más gélidas han sido Salamanca (-6ºC), Palencia y Teruel, ambas con -5ºC. También se han producido chubascos intensos en Canarias, así como vientos fuertes con rachas cercanas a los 70km/h en ontos de la cuenca del Ebro.

Asimismo, durante la tarde de este jueves, las precipitaciones se producirán en el norte de Galicia, Asturias, debido a la presencia de ‘Dora’, que también favorecerá que la cota de nieve baje al final de la jornada hasta los 600-800 metros. Igualmente, Del Campo ha destacado la influencia del temporal marítimo que se formará en el Cantábrico, con olas de hasta ocho metros de altura, que podrán ser superiores en el litoral de la provincia de La Coruña.

Los vientos soplarán con fuerza en buena parte de la comunidad gallega, en el Cantábrico, norte de Castilla y León y puntos del sureste peninsular, con rachas de 80-90 km/h e incluso se podrán llegar a los 100 km/h en puntos del litoral cantábrico. Mientras, en Canarias continuará el ambiente inestable, con chubascos localmente fuertes y tormentosos, principalmente en La Palma.

El viernes, apunta Rubén del Campo, el descenso de las temperaturas será generalizado cuando el sistema frontal “barra” toda la Península, lo que provocará un descenso de dos a cuatro grados centígrado respecto al jueves en buena parte del interior e incluso los valores descenderán de seis a ocho grados centígrados en puntos del Cantábrico y el sur de Aragón. En cambio, esta jornada habrá un ligero ascenso en el litoral sureste y Baleares.

Viernes pasado por agua

No obstante, el descenso de las temperaturas irá acompañado por precipitaciones que se dejarán notar en buena parte de la Península y que serán fuertes, persistentes y acompañadas de tormenta en el Cantábrico. Así pues, el portavoz ha insistido en que la mayor parte de las lluvias se producirán durante el paso del frente pero posteriormente se abrirán los cielos, salvo en el Cantábrico, área del Estrecho, Melilla y Baleares.

Además, la cota de nieve bajará “claramente” a lo largo del día, hasta situarse a unos 400-700 metros en el noroeste mientras que en el centro y nordeste peninsular estará entre los 500-800 metros y los 600-800 en la mitad sur y Baleares.

Los vientos del oeste y noroeste serán intensos en la jornada del viernes, especialmente en los litorales, con temporal marítimo “importante” en el Cantábrico y con olas que podrán volver a alcanzar los ocho metros. Los vientos serán fuertes en zonas de montaña, donde se podrá superar los 80-90 km/h.

Fin de semana “muy frío”

De cara al sábado, Rubén del Campo ha incidido en que será un sábado “muy frío”, con heladas en amplias zonas del interior y en áreas de montaña lo hará durante toda la jornada. En los Pirineos, sistema central y cordillera cantábrica se podrán llegar a los -10ºC mientras que en páramos del centro(Guadalajara, Teruel, sur de Soria) se podrán registrar valores cercanos a los -8ºC y en las mesetas rondarán los -5ºC.

De este modo, las temperaturas diurnas quedarán por debajo de los 5ºC en amplias zonas del interior. El frente terminará durante esta jornada de atravesar la Península por el sureste, lo que dará lugar a precipitaciones en Baleares, Melilla, área del Estrecho y sistemas béticos. Pero, además, el portavoz ha recalcado que la borrasca ‘Dora’ continuará impulsando vientos fríos intensos, que aparte de dejar temporal marítimo, aportarán nubosidad abundante al área cantábrica y a los Pirineos.

En estas zonas, las precipitaciones podrán ser persistentes y localmente fuertes, además estarán acompañados de tormenta, con una cota de nieve que se situará a primeras horas del sábado en torno a los 400 metros aunque a lo largo del día subirá hasta los 700-900 metros.

En el resto de la Península, la jornada estará marcada por intervalos nubosos con alguna precipitación débil, más probable en zonas de montaña. También tendrán lugar las lluvias en el norte de las Islas Canarias.

El domingo será una jornada similar, con lluvias en el Cantábrico, Pirineos, Baleares, Melilla y área del Estrecho aunque en esta jornada el aire frío se retirará y la cota de nieve, por tanto, aumentará hasta los 1.000-1.300 metros. Al finalizar el día, el viento seguirá soplando del oeste con rachas fuertes, seguirá estando el mar en mala situación pero las temperaturas aumentarán en todo el país.

Sin embargo, el portavoz ha matizado que aún habrá heladas en el interior peninsular y seguirán los termómetros marcando valores entre tres y cinco grados centígrados inferiores a lo normal para la época.

La próxima semana, otra borrasca

De cara a la próxima semana, la borrasca ‘Dora’ no afectará al país pero Rubén del Campo ha advertido que otra “nueva” y “profunda” borrasca se formará en el Atlántico, al noroeste de Galicia, y volverá a inestabilizar el tiempo en el país con lluvias y chubasco ese día en buena parte de la Península.

 

Las precipitaciones más intensas se producirán en Galicia, noroeste de Castilla y León y área cantábrica; sin embargo, no lloverá en el área mediterránea peninsular aunque sí lo hará en Baleares. También tendrán lugar las lluvias en el norte de la islas Canarias, especialmente las más montañosas.

En relación con las temperaturas, los valores aumentarán debido a que los vientos del oeste, que serán intensos en muchas zonas, serán más tenplados que en jornadas anteriores. La cota de nieve se situará en torno a los 2.200 metros y helará en zonas de montaña.

Esta situación continuará el martes, en una jornada en la que los vientos podrán intensificarse, de nuevo con temporal marítimo, y con el descenso de las temperaturas, por lo que la cota de nieve se situará en torno a los 700-800 metros para los días siguientes.