POLÍTICA
21/11/2019 13:14 CET | Actualizado 21/11/2019 14:26 CET

Susana Díaz pide perdón por los ERE en Andalucía pero recuerda: "Yo no estaba"

"En 2011 no era presidenta ni lo preveía".

LASEXTA
La expresidenta de la Junta Susana díaz.

“Yo no estaba. Yo llego varios años después de que se abriese la causa”. La expresidenta de Andalucía y líder del PSOE andaluz, Susana Díaz, ha pedido perdón a los andaluces este jueves -en el programa Al Rojo Vivo, de laSexta-, si bien ha resaltado que en 2011, cuando la juez de Sevilla Mercedes Alaya abrió las diligencias previas número 174/2011 que dieron lugar al caso ERE, ella “no estaba y no era presidenta ni lo preveía”. La causa abarca el periodo entre 2000 y 2009 y Díaz llegó al Gobierno en 2012. 

“Pedí perdón a los andaluces. Han sido diez años durísimos, con muchas mentiras. Pedimos perdón siempre a Andalucía y al pueblo andaluz, que son quienes lo merecen”, ha argumentado, antes de recordar que la sentencia son 1.810 folios y “a la media hora ya había gente tirando de argumentarios hechos semanas anteriores a la sentencia”.

“De 7.000 trabajadores hubo 219 que están en el foco de las irregularidades, los llamados intrusos, que es lo que hay que devolver a las arcas públicas”, ha reconocido Díaz, quien considera que “ha habido mucho trazo grueso”. Por este motivo, la expresidenta andaluza ha dejado claro que ella “quería comparecer una vez que tuviese toda la información, con rigor”.

“Mi obligación y mi deber era hablar cuando conociera la sentencia y cuando me dirigiese a los andaluces, saber de lo que hablaba. Y no como el presidente de la Junta, hablando a la media hora sin saber de lo que hablaba”, ha acusado, en referencia a Juanma Moreno y su declaración institucional tras conocerse la sentencia.

Díaz, quien ha querido dejar claro que “el PSOE no aparece en la sentencia en ningún momento”, ha explicado que habló con José Antonio Griñán y Manuel Chávez tras la publicación de la sentencia, y que no se lo esperaban: “Pepe (Griñán) está muy mal”, ha asegurado, al tiempo que ha defendido que “no se han llevado ni un duro”: “Ambos asumieron su responsabilidad y dimitieron de sus responsabilidades. Han salido de las militancias del partido después de haberlo sido todo. Pepe está muy mal”, ha aclarado.  

“Fin de ciclo ya fue”

Díaz ha asegurado que la sentencia no supone en su partido un fin de ciclo porque ese “fin de ciclo ya fue” y se produjo cuando José Antonio Griñán dejó la presidencia de la Junta y la de la formación.

Ese paso que dio Griñán propició la llegada al liderazgo de la federación andaluza y a la Presidencia de la Junta de Díaz, quien ha subrayado que entonces, al llegar a esos cargos, “no quedó nadie” de los que han sido condenados por la sentencia conocida este martes pasado.

La primera intervención pública de Díaz tras conocerse esa sentencia ha sido en La Sexta, donde ha recordado que durante su etapa como presidenta andaluza “ningún consejero ha sido imputado por nada”.

Ha enmarcado las peticiones para que se aparte del PSOE de Andalucía “la derecha” y “quienes no logran ganar las elecciones”, y así ha recordado que incluso con el juicio de los ERE abierto los socialistas han vencido en todos los procesos electorales.

Según ha señalado, “la gente” ha sabido distinguir que “lo que ha pasado duele” y que ella ha hecho cuanto ha estado en su mano para que “no vuelva a pasar” lo que las sentencias de los ERE han puesto de manifiesto.

Las “lecciones” del PP

“De quien no voy a permitir lecciones es del PP, que sí que están en política para enriquecerse”, ha sentenciado.

En este contexto, Díaz ha defendido que el PSOE andaluz no se retiró de la causa, motivo que Moreno adujo para asegurar que va a ser muy difícil recuperar el dinero robado: “Los servicios jurídicos de la Junta dijeron que este era el procedimiento para recuperar el dinero”, ha asegurado.  

Díaz ha reafirmado las palabras de José Luis Ábalos, quien afirmó tras la sentencias que el caso de los ERE no era un caso del PSOE: “No es un caso del PSOE pero sucedió bajo el Gobierno del PSOE”, ha reconocido Díaz, quien ha sentenciado que “el PSOE no se ha lucrado y los expresidentes no se han llevado ni un duro”.

“Tendrá que ser el Tribunal Supremo el que resuelva”, ha matizado. 

La expresidenta ha opinado que muchos, “sobretodo quienes no ganan en las urnas”, quieren verla fuera de la política. En este sentido, ha expresado que sobre ella “se han escrito muchos epitafios”, pero que ella se siente con fuerza y quiere “volver a ser candidata”. 

Además, Díaz ha entrado a defender al líder socialista, Pedro Sánchez, con quien rema “en la misma dirección” y sobre quien ve ridículo que se le intente relacionar con los ERE cuando ”él era concejal en Madrid”. 

Photo gallery Los acusados del caso ERE, uno a uno See Gallery

NUEVOS TIEMPOS