POLÍTICA
28/09/2020 18:48 CEST | Actualizado 28/09/2020 19:45 CEST

Torra deja la Generalitat pidiendo que las elecciones "en pocos meses" sean un plebiscito

No reconoce la sentencia y recurrirá ante Europa: "Ni abandono ni me resigno".

Se acabó. El president inhabilitado, Quim Torra, deja su puesto en la Generalitat apelando a que unas elecciones “en pocos meses” se conviertan en un “punto de inflexión” y “un nuevo plebiscito” conforme al 1-O y señalando que la única forma de avanzar es la “ruptura democrática”.

Torra ha comparecido en el Palau de la Generalitat después haber recibido la sentencia del Tribunal Supremo tras quedar inhabilitado por el caso de los lazos amarillos y tras reunirse a puerta cerrada con los miembros de su Govern.

Rodeado por los miembros del Ejecutivo autonómico en la Galería Gótica del Palau, ha dicho que ni abandona ni se resigna y se ha ofrecido a colaborar desde donde pueda con la causa del separatismo.

Torra ha querido apelar directamente a los ciudadanos y les ha dicho que tienen que elegir “entre democracia y libertad o represión e imposición”. Es decir, entre “la república catalana cívica o la monarquía española de banderas y ejércitos” en las próximas elecciones.

Unos jueces han decidido que no puedo ser más presidente

El expresidente catalan ha rechazado la sentencia y ha dicho que recurrirá ante Europa. Para Torra, se trata de un “golpe urdido por los poderes del Estado”. “Unos jueces han decidido que no puedo ser más presidente”, se ha lamentado durante su comparecencia en catalán e inglés sin preguntas de los periodistas.

Pensando en su público, ha resaltado: “No hemos dado pasos atrás, no tenemos miedo a las urnas, no nos dan miedo. Votaremos las veces que sean necesarias. Queremos la independencia, ejercer la autodeterminación, queremos democracia de calidad”.

“No hemos avanzado lo suficiente”, ha reconocido, pero “no quiere decir que no hayamos trabajado”.

Torra ha proseguido: “Tenemos un gran país”. “No tenemos la república catalana independiente”, ha señalado, por lo que ha llamado a la “generosidad” de todos los partidos y entidades para recuperar el “espíritu y la convicción del 1-O”.

Y se ha ofrecido a los suyos: “Seguiré trabajando desde cualquier otro espacio que sea útil”. Durante su discurso, que ha arrancado a las 18.20 horas, ha hecho varias llamadas a la desobediencia y a la “ruptura democrática”. “Hagamos realidad nuestro sueño”, ha enfatizado.

Tras recibir la sentencia, Torra ha pasado a ser ex presidente. Ahora deberá asumir el cargo el vicepresidente, Pere Aragonès (ERC), que ejercerá en funciones y el escenario se traslada al Parlament.

El Estatut en su artículo 67 indica que el jefe del Ejecutivo catalán debe ser elegido por el Parlament de entre sus diputados. “Si una vez transcurridos dos meses desde la primera votación de investidura, ningún candidato o candidata es elegido, el Parlamento queda disuelto automáticamente y el Presidente o Presidenta de la Generalitat en funciones convoca elecciones de forma inmediata, que deben tener lugar entre cuarenta y sesenta días después de la convocatoria”, añade en su apartado tercero.

Photo gallery El álbum personal de Torra See Gallery
Photo gallery Quim Torra See Gallery