Uniqlo: llega a Madrid la tienda que le pisa los talones a Zara

El gigante japonés continúa su expansión para conquistar Europa.

Uniqlo llega por fin a Madrid. Dos años después de su desembarco en Barcelona, la firma de moda, a la que comúnmente se conoce como el ‘Zara japonés’, abre las puertas de su primera tienda en la capital. Si todo marcha según lo previsto, los primeros clientes se podrán hacer con sus famosos abrigos térmicos este jueves a las 10 horas.

La elección de la ubicación no es casual. El local está situado en la milla de oro de la ciudad, en concreto, en el número 6 de la calle Goya, en pleno barrio de Salamanca. Allí se encontraba hasta hace un año el centro comercial urbano El Jardín de Serrano. La tienda ocupará una superficie comercial de 1.590 metros cuadrados, repartidos en dos plantas. Se encuentra muy cerca, a menos de dos minutos a pie, de la flagship de la compañía de Amancio Ortega, en la calle Serrano. Que el gigante japonés sitúe sus tiendas en puntos emblemáticos tampoco es extraño. En París hay uno frente a las Galerías Lafayette, templo del lujo francés, en Londres en la ultra transitada Oxford Street y en Nueva York ocupa un hueco privilegiado en la Quinta Avenida.

Interior de la tienda de Uniqlo en Madrid.
Interior de la tienda de Uniqlo en Madrid.

Esta no es la única apertura prevista en España, ya que Uniqlo ha anunciado que, en apenas 13 días, el próximo 30 de octubre, inaugurará un nuevo espacio comercial en el número 609 de la Diagonal, en Barcelona. Este local contará con una superficie de 930 metros cuadrados y dos plantas. Al igual que ocurre en Madrid, la firma de moda ocupará en la Ciudad Condal un antiguo espacio comercial llamado Pedralbes Centre, que cerró sus puertas en agosto. Toda una representación del cambio que se está produciendo en el mundo de la moda en este momento. La bonanza del mercado online ha obligado a que las tiendas físicas ofrezcan lo que se llama una experiencia de compra, de ahí que los establecimientos sean más espectaculares y tengan en cuenta la personalidad del lugar.

Básicos atemporales y tejidos novedosos a precios asequibles

A menudo se califica a Uniqlo como el Inditex japonés. A pesar de que ambos son gigantes de la distribución textil y sus fundadores son los hombres más ricos de sus países natales, cuando hablamos de diseño la firma japonesa poco tiene que ver con Zara. Esta última produce siguiendo las tendencias de la temporada, con colecciones muy cortas que se amplían si la demanda es alta. Si por el contrario, no tienen demasiado éxito entre los compradores, no hay excesivos problemas para deshacerse del stock.

Algunas de las prendas de la nueva colección de Uniqlo. 
Algunas de las prendas de la nueva colección de Uniqlo. 

Uniqlo, por su parte, no ofrece el último grito ya que vende principalmente básicos atemporales que probablemente puedan seguir vistiéndose dentro de diez años. Cortes rectos y líneas minimalistas que prometen adaptarse a cada cuerpo y que han conquistado a medio mundo.

Los abrigos de plumas ultra ligeras, uno de los pilares de Uniqlo. 
Los abrigos de plumas ultra ligeras, uno de los pilares de Uniqlo. 

Los abrigos son uno de los puntos fuertes en cualquier tienda de la firma, y la nueva boutique madrileña no será menos. Los hay para todos los gustos, y fabricados con todo tipo de tejidos, desde modelos de lana que rondan los 150 euros hasta locktech, un material que protege de frío y lluvia y que la firma japonesa vende por aproximadamente 90 euros. Mención aparte merecen sus cazadoras, chalecos y abrigos de plumas ultra ligeras, unas de las señas de identidad de Uniqlo.

Y si hablamos de materiales innovadores es imposible no comentar la ropa térmica, que fabrican con el tejido Heattech y que soporta hasta diez grados bajo cero. Cada año, como recoge el diario británico The Independent, venden más 50 millones de prendas de este tipo: desde leggings y camisetas básicas hasta ropa interior.

Pero no solo de innovación vive Uniqlo. Las prendas de punto son uno de los pilares de compañía, especialmente las de cashmere, un tejido que puede alcanzar precios desorbitados y que la marca japonesa ha conseguido democratizar, vendiendo jerseys o chaquetas por menos de cien euros.

Básicos aparte la firma japonesa también ha conseguido atar a algunos de los talentos más frescos de la moda actual. El francés Christophe Lemaire, que fuera director creativo de Hermès, es ahora el responsable de la colección Uniqlo U, y el británico Jonathan Anderson, responsable de Loewe, colabora con la marca desde 2017. Su última colección, plagada de tartán e inspirada en los paisajes de la naturaleza británica, estará disponible en la nueva tienda en Madrid desde el momento de su apertura.

A la conquista de Europa

Uniqlo forma parte del grupo de moda Fast Retailing, el segundo más importante en ventas del mundo después de Inditex. Además, con la facturación de 2018 consiguió adelantar en el ranking a H&M. La compañía tiene 3.445 establecimientos en 20 países con enseñas como la firma japonesa, Comptoir des Cotonniers o J Brand, según recoge el portal especializado ModaEs. Sus ventas en todo el mundo alcanzaron el año pasado los 2,29 billones de yenes (19.169 millones de euros), un 7,5% más que el año anterior.

Tras dominar el mercado en Asia, ahora se dispone a conquistar Europa. Hasta ahora, Uniqlo operaba más de 90 tiendas en nueve países del continente: Reino Unido, Francia, Rusia, Bélgica, Alemania, España, Países Bajos, Suecia y Dinamarca. Además de su llegada a Madrid, la marca abrió su primera tienda en Italia el pasado 13 de septiembre.

Las camisetas de Kaws en Uniqlo
Moda de serie